Buckingham quiere evitar las polémicas: no revelará la investigación en torno a Meghan Markle

Diseño sin título
Meghan Markle, duquesa de Sussex. / @meghan_la_duquesa.
El año pasado la Corte de Isabel II puso en marcha una investigación interna sobre los supuestos abusos realizados por Markle contra empleados de Kensington. 
Buckingham quiere evitar las polémicas: no revelará la investigación en torno a Meghan Markle

El año pasado, el Palacio de Buckingham ordenó una investigación externa sobre los supuestos casos de bullying que habría ejercido Meghan Markle contra varios empleados del Palacio de Kensington mientras ejercía funciones oficiales.

Tras un largo recorrido en el que habrían participado los afectados, el Palacio ha decidido no dar a conocer los resultados de dicha investigación. La polémica comenzó luego de que saliera a la luz una publicación de The Times que citaba al entonces secretario de los duques de Sussex. 

Este señaló que Markle habría acosado a dos empelados y un tercero el cual se vio “menoscabado” por las acciones de la duquesa de Sussex. La esposa del príncipe Harry negó todo pero igualmente Buckingham ha querido aclarar lo sucedido pagando desde su bolsillo un investigación externa de la que no se sabrá nada.

“La investigación ha terminado y próximamente adoptaremos medidas sobre nuestras políticas y procedimientos, pero no se harán comentarios”, ha señalado Michael Stevens, contable de la monarca británica.

Resulta interesante que el Palacio decida mantener oculta la investigación realizada en torno a Meghan Markle, una persona que acusó públicamente a Buckingham de no tratarla muy bien y dejar a un lado sus quejas y sentimientos suicidas por la presión que recibía de parte de los medios británicos. Fue especialmente conflictiva la relación de la duquesa con la maquinaria de comunicación del Palacio, quejándose en más de una ocasión de que no permitían responderle a la prensa para defenderse de sus acusaciones.

Esta fue una de las tantas razones que esgrimieron los duques de Sussex para dejar la monarquía además de su necesitas de más privacidad. La pareja no ha dejado de recibir cítricas por sus acciones tras dejar la monarquía y es que apenas se instalaron en EE UU, dieron una polémica entrevista a Oprah Winfrey donde hablaron de varios temas que hicieron sacudir a la Corona británica.

Esta entrevista ha sido posiblemente la causa principal de la ruptura entre los hijos de Diana y Carlos de Gales, Guillermo y Harry. Al aparecer, la duque de Cambridge no le sentó muy bien que se hablaran de asuntos familiares tan públicamente, viendo este acto como un ataque contra la familia.

Durante el Jubileo de Isabel II los Sussex fueron invitados por petición de la propia monarca que parece tener una debilidad con su pelirrojo nieto. Así es como vimos medianamente a la pareja participar en algunos actos sin mayor protagonismo, pero fue llamativo que no tuvieron ninguna ocasión de compartir directamente con los duques de Cambridge.

Se dice que Guillermo no confía en Harry, aunque quiere su felicidad, no están ahora en el mismo camino y la forma de actuar de su hermano hace daño a la institución que él algún día dirigirá. 

Desde que dejó el Palacio Markle ha disfrutado de su libertad. Ha hablado de temas muy diversos que tienen que ver con la actualidad y tienen un tinte político, llegando incluso a visitar Uvalde, donde ocurrió un tiroteo masivo contra una escuela de niños. La visita claro que fue polémica ya que su presencia se vio más como un intento por llamar la atención que otra cosa, además, según los medios en el lugar, la duquesa se apareció con un equipo de grabación de Netflix, cuestión que no ayudó mucho a su imagen. Los medios especulan con que Markle tiene ambiciones políticas, lo que la impulsaría a llevar a cabo estas acciones. Por ahora, todo es incierto y quedaría por ver qué les espera a los Sussex. @mundiario

Buckingham quiere evitar las polémicas: no revelará la investigación en torno a Meghan Markle
Comentarios