Refuerzan la frontera de Melilla por un nuevo salto a la valla

Decenas de subsaharianos sentados en la frontera. / @Sahara_1951
Decenas de subsaharianos sentados en la frontera. / @Sahara_1951

Una segunda ola de 1.200 subsaharianos intentaron acceder a la ciudad y se enfrentaron a las autoridades, quienes pudieron neutralizar parte de la masa, logrando pasar solo 350 civiles.

Refuerzan la frontera de Melilla por un nuevo salto a la valla

Nuevamente la madrugada en la valla de Melilla mantiene en estado de alerta a efectivos de la Guardia Civil y de la Policía Nacional, luego de que más de 1.200 subsaharianos intentaran nuevamente en masa saltar la valla fronteriza.

Las autoridades han comentado que desde la mañana del miércoles los inmigrantes tratan de cruzar de forma violenta, pues llevan diferentes objetos como palos y garfios para intentar lograr su cometido a pesar del freno que los guardias civiles pueden ponerles.

En esta oportunidad 350 personas tuvieron éxito en el cruce del vallado desde Marruecos, según confirmó la Delegación del Gobierno de la ciudad autónoma.

Tras el conato del día anterior en donde participaron más de 2.000 personas los funcionarios se han mostrado preocupados y han catalogado de “histórico” el número de inmigrantes que trataron de hacer esta escalada.



Ante el constante intento, la delegada del Gobierno, Sabrina Moh anunció que reforzaran el número de efectivos de seguridad en la frontera. Esta decisión viene como “respuesta inmediata” a los hechos registrados en el sector en donde según señalaron a través de un comunicado de la Delegación de Gobierno: “Sobre las 7.25, tras superar a los efectivos de las fuerzas de seguridad marroquíes, ha comenzado el salto a la valla entre las zonas comprendidas entre Barrio Chino y Beni Enzar”.

Tal como sucedió el día anterior, este conato también dejó a algunos guardias civiles heridos, los cuales ya están siendo atendidos en el Hospital Comarcal.

 

 

EL CETI LLEGA AL LÍMITE

Aunque en los últimos meses la llegada de personas al Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI), el recurso de acogida dependiente de la Secretaría de Estado de Migraciones en la ciudad autónoma había disminuido, en dolo dos días ya casi ha llegado a su límite.

A la sede han arribado al menos 850 inmigrantes, lo que ha traído consigo la preocupación de las autoridades debido a que una vez más vuelve a sobrepasarse el límite de capacidad. Por ello, Migraciones se ha negado a recibir a más inmigrantes.

Por su parte, la ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha calificado de “preocupante” la situación que se ha estado viviendo en la frontera, puesto que son casos que no habían ocurrido anteriormente en Melilla.

 Es una presión migratoria muy importante, de mucha dimensión, que no había ocurrido antes en Melilla”, aseguró Rodríguez.

Fuentes gubernamentales mantienen contacto directo con Marruecos para trabajar en evitar que se vuelva a presentar un nuevo conato de esta magnitud, aunque estiman que volverán a presentarse nuevos casos. “Nos consta que hay un número de personas que intentarán acceder”, dijo Moh, y fue por ello que informó que otros 40 agentes de la Guardia Civil y 45 de la Policía Nacional se sumarían a la frontera. @mundiario

Refuerzan la frontera de Melilla por un nuevo salto a la valla
Comentarios