14 Comarca de Lugo: en el centro de gravedad de la dinamización

Lugo Barrio multiecológico Proyecto
Lugo Barrio multiecológico Proyecto
El gobierno de Lugo es un hervidero de ideas y proyectos de futuro. Todo un planteamiento estratégico de ciudad, que va acompañado de otras iniciativas también estratégicas, y que pueden cambiar la ciudad de Lugo, e incluso la provincia.
14 Comarca de Lugo: en el centro de gravedad de la dinamización

Al fin y al cabo, en la comarca de Lugo se sitúa la capital de la provincia, lo cual la constituye un poco en el centro de gravedad de muchas decisiones que posteriormente pueden influir en el desenvolvimiento de las diferentes comarcas.

En primer lugar, está la propia Diputación Provincial que, aunque con un exiguo presupuesto (92,5 millones de euros para 2021, incluido el consorcio Provincial de Extinción de Incendios, y modificado en junio de este año hasta los 161,7 millones de euros), contribuye no solamente a la prestación de determinados servicios y a la adecuación de las infraestructuras provinciales, sino que -con la representación proporcional de los 67 municipios de la provincia (aunque los diputados provinciales no vengan designados en función de las comarcas, sino de los partidos judiciales), es un instrumento de redistribución con una proporcionalidad equitativa, teniendo en cuenta necesidades, población e iniciativas de proyectos.

En medio de la polémica -muchas veces teórica- de si son necesarias o no las diputaciones provinciales, basta visitar las comarcas del rural para valorar el papel que realizan, Basta ver la soledad de los alcaldes ante los problemas de su municipio, los exiguos presupuestos municipales y la falta de medios y recursos para hacer frente a sus necesidades, para comprender el papel de un apoyo cercano, y controlado por los propios ayuntamientos.

Palacio de San Marcos, sede de la Diputación

Palacio de San Marcos, sede de la Diputación

El apoyo más cercano, controlado y participativo a los pequeños municipios

La gestión del Plan Único de Cooperación de la Diputación de Lugo con los Municipios, basado en la ley de 1985 para las administraciones locales, hemos podido detectar que tiene una acogida excelente por parte de los concellos, sean del color que sean. Y hay que decir que -visto el uso que se hace de la política, según colores, desde otras administraciones- el hecho de que haya una institución cercana, y sometida al control de un pleno de representantes municipales, permite que se eliminen muchas arbitrariedades y clientelismos que, desgraciadamente, existen. Al margen del funcionamiento de la propia Diputación, hay que decir honradamente que el trato desde la Administración Autonómica en relación con los diversos ayuntamientos no es ni proporcional ni equitativo.

Cartel de obras del Plan Único de la Diputación

Cartel de obras del Plan Único

En el caso de la Diputación de Lugo, además, y a partir de una gestión muy ajustada de sus recursos, se adoptan algunas políticas que juegan a favor de la situación concreta de la población de los municipios de la provincia, y que favorecen una prestación de servicios a determinados colectivos, más próxima a su medio humano y comunitario, y hasta más humanitaria. Véase la habilitación de residencias y centros de día para personas de la tercera edad en los propios municipios de residencia: un plan del que ya hemos hablado en otras ocasiones, y que, además, al ser público, por un lado, favorece que los recursos se dediquen todos a los usuarios, sin margen de beneficios de por medio y, por otra parte, permite que pueda haber un mayor control por parte de los usuarios y sus familiares, e incluso del propio ayuntamiento, que en el caso de las residencias privadas.

Y mantiene vivo también el apoyo a la creación y difusión cultural, por ejemplo con su Red Museística, que va más allá del mantenimiento de museos, con la dinamización de exposiciones, debates, organización de ciclos en los que no se olvidan los temas audiovisuales. Algo de lo que, sin su existencia, no podría disponer la provincia, ni podrían alcanzar los municipios. Sin olvidar la colaboración con asociaciones culturales del conjunto de la provincia.

Sin olvidar la propia programación cultural, que trata de difundir el cine, el teatro, el arte y las conferencias y debates a lo largo y a lo ancho del territorio de la provincia. O el muy bien estructurado sistema de visitas virtuales a sus museos y a diversas actividades, desde obradoiros a exposiciones.

En una provincia cargada de historia y de múltiples y abundantes vestigios de la misma, que alberga tres reservas de la biosfera, que se ve atravesada por 800 kilómetros de caminos de peregrinación, que cada año recorren decenas de miles de peregrinos, y con 100 kilómetros de una costa agreste e impactante, la Diputación se ocupa también con gran esmero de dar a conocer sus cuantiosos y cualificados recursos, y de fomentar las visitas para conocerlos desde su Área de Turismo.

Más de medio siglo bombeando financiación

Hace ya 55 años nació en Lugo Caixa Rural Galega, con la denominación inicial de “Caja Rural Provincial de Lugo Cooperativa de Crédito”. También forma parte de las instituciones que han vivido y que viven el palpitar de las comarcas. Mantiene su sede en la misma calle donde nació (Montero Ríos), aunque en la acera de enfrente. Al igual que trata de mantener, frente a la vorágine de fusiones bancarias -lo mismo que se mantuvo al margen de las aberrantes pretensiones de las Cajas- el espíritu cooperativo con el que nació, casi sumando ganadero a ganadero y comarca a comarca.

En la actualidad cuenta con casi 20.000 socios cooperativistas, y su única pretensión es la de mantener financieramente la actividad de quienes tratan de sostener la iniciativa económica y la subsistencia de la Galicia interior y de las pequeñas y medianas empresas. De sus 47 oficinas, además de la sede central, 30 (casi las dos terceras partes) están ubicadas en la provincia de Lugo: casi una por cada dos municipios. Y hay demanda de diversos alcaldes para que se abran oficinas, según van abandonando en campo los bancos convencionales. Me lo van contando en una apacible y amena conversación su presidente, Manuel Varela, su director de inversión crediticia, Gabriel Guijarro, y su director comercial, José Manuel López Marcos. Y siguen creciendo a un ritmo calculadamente prudente.

Caixa Rural Galega

Central de Caixa Rural Galega

Sus resultados no tienen nada que ver con los casi escandalosos resultados de las grandes entidades bancarias fusionadas. Pero mantienen los servicios que necesitan sus socios/clientes, al margen de las desmesuradas comisiones de las que prácticamente viven muchos bancos (esto no lo dicen ellos, sino el que suscribe). Por eso tienen una sólida compañía informática (RSI, con más de 400 profesionales a la búsqueda continua de soluciones tecnológicas), que da servicio a 70 oficinas de las Cajas Rurales y a otras 15 entidades financieras. Y una empresa de seguros (RGA), que comparten con las restantes 37 cajas rurales de España, y que tiene más de un millón de clientes. Posiblemente una gran parte de la España despoblada.

Con sus modestos, pero sólidos, planteamientos van a encontrar ante sí el reto de cómo intervenir positivamente en la transformación que las comarcas de Lugo -entre otras muchas- necesitan: el impulso a desarrollar valor añadido a los productos de la tierra y a los recursos abundantes de la naturaleza y de la historia que desbordan por la provincia de Lugo. Un reto que seguro que van a saber abordar, colaborando con otras instituciones que lo están dinamizando, como veremos a continuación.

Muralla de Lugo, Patrimonio de la Humanidad

Muralla romana de Lugo

Estrategia de Ciudad

La ciudad de Lugo participa en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO con tres de sus realidades: la Muralla romana, la Catedral y el Camino Primitivo de Santiago. A lo largo de todo el presente siglo está realizando un esfuerzo importante por dejar de mirar sólo al pasado, sin olvidarse de ponerlo en valor (porque quien olvida su historia será incapaz de construir su futuro), para continuar construyendo la historia del futuro. Comenzó la tarea el alcalde José López Orozco, que tuvo que abandonar su puesto por infundadas acusaciones y por la mojigatería política de algunos grupos, que miran más a las apariencias que a la realidad de saber que una persona es honrada.

Su sucesora, la actual alcaldesa Lara Méndez (primera mujer en ocupar ese cargo) ha continuado la tarea. Y lo hace no solamente mirando por la ciudad, sino teniendo en cuenta los recursos de la propia provincia, de la que Lugo es capital y de cuya Diputación ella fue vicepresidenta. Y para ello ha apostado por un Lugo implicado en la transición ecológica y en la sostenibilidad.

Un municipio que forma parte de la reserva de la biosfera Terras do Miño no puede vivir de espaldas al río Miño. Y ésa es una de las tareas que la alcaldesa se marca con el proyecto cofinanciado con fondos Feder, dentro de la Estrategia EDUSI, que lleva el nombre de Muramiñae, indicando ese objetivo de vincular la trama urbana con el río. Un proyecto ambicioso que incluye múltiples actuaciones de conexión de la ciudad con el río, la mejora del Camino Primitivo y de la vía romana XIX, y la recuperación del Barrio del Carmen, que todo el mundo coincide en denominarlo como una aldea en el centro de la ciudad. Un proyecto ambicioso todo él, que tal vez requeriría un aparato administrativo y técnico más ágil, para evitar retrasos, dado que la rehabilitación del barrio del Carmen sería un gran símbolo del dinamismo de la ciudad de Lugo.

Puente Romano sobre el Miño

Puente Romano sobre el Miño

Pero tal vez esa agilidad va a venir requerida para todos los proyectos que la alcaldesa y su equipo están lanzando, y que en realidad -cuando estén rematados- convertirán a Lugo en un referente de innovación, de tecnología y de gestión sostenible. Por de pronto, en el ámbito del barrio del Carmen ya se han realizado algunas obras de mejora, concretamente del Camino Primitivo y de la vía romana XIX, e incluso se han realizado excavaciones con hallazgos romanos importantes.

Otra de las líneas de futuro trazadas dentro de ese reto de sostenibilidad -y que puede revolucionar la propia riqueza forestal lucense, y hasta el desarrollo industrial- es el plan Life Lugo+Biodinámico, enmarcado en otro Proyecto de fondos europeos, el LIFE. Ya ha comenzado con la construcción del edificio público “Impulso Verde”, todo levantado en madera contralaminada lucense (de pino autóctono), en este caso procedente de A Mariña de Lugo. 430 metros cúbicos de madera, que ahorrará un 54% de energía respecto a la consumida por un edificio de oficinas convencional de nueva construcción, y evitará un 90% de producción de CO2 respecto a un edificio similar de hormigón y acero. Llevará placas de energía fotovoltaica y la calefacción funcionará con calderas de biomasa.

Impulso Verde en construcción

Impulso Verde en construcción

Sus piezas han sido preparadas en un aserradero de Alfoz -aunque su tratamiento ha tenido que hacerse fuera-. El aserradero Hijos de Ramón Rubal, animado por este proyecto, es la primera industria gallega certificada para la producción de madera estructural, y ha tomado conciencia, por un lado de la necesaria innovación tecnológica, y por otro del necesario mayor cuidado de la madera (podas, cuidado de la calidad del árbol…), que habrá de tenerse en cuenta en los cultivos forestales para darle un mayor y mejor rendimiento y para obtener la máxima calidad de cara a incrementar el valor añadido de la madera. “Impulso Verde” ha supuesto así el inicio de toda una revolución necesaria para la mejora de la producción forestal, para incrementar el valor añadido, y -consecuentemente- para la creación de empleo, que influirá, con toda seguridad, en la propia vida del rural y en su estructura demográfica.

Pero “Impulso Verde” (que se dedicará a oficinas municipales y a un “coworking” de empresas emergentes) no es más que el logotipo del proyecto Lugo+Biodinámico: En A Garaballa, entre los Polígonos de Ceao y el de Las Gándaras, se construirá -ya se está trabajando sobre ello- una urbanización de edificios de cuatro plantas, todas de madera con el mismo sistema, para 900 viviendas, de las cuales el 40% serán viviendas sociales. Un proyecto impulsado por el Ayuntamiento de Lugo, que tendrá como socios al Campus Terra de la Universidad de Santiago de Compostela y a la Universidad Politécnica de Madrid; y como entidades cofinanciadoras a la Diputación Provincial de Lugo y al Proyecto LIFE, de la Unión Europea.

Life Lugo + dinámico y sus socios

Socios del Lugo+Biodinámico

El gobierno de Lugo es un hervidero de ideas y proyectos de futuro. El plan Life Lugo+Biodinámico irá acompañado de la creación de un bosque urbano de 21 hectáreas, y la creación de huertos urbanos en medio de un entorno de jardines y acondicionamientos que no sólo los dignifiquen, sino que tengan en cuenta incluso las características de uso para diferentes colectivos (zona didáctica, zona terapéutica…). Todo un planteamiento estratégico de ciudad, que va acompañado de otras iniciativas también estratégicas, y que pueden cambiar la ciudad de Lugo, e incluso la provincia, como veremos brevemente a continuación.

Lugo Barrio multiecológico Proyecto

Proyecto de urbanización para viviendas en madera

Todas las consideraciones, y la concepción urbana y comunitaria que subyacen en todo este trenzado urbano estratégico darían para un libro. En este modesto artículo hemos de conformarnos con explicar muy resumido todo un inmenso despliegue. Por eso nos fijaremos en dos aspectos más, pero que también consideramos fundamentales.

Uno es el proyecto “Lugo Cidade Viva”, que pretende una transformación económica de la ciudad, para que deje de ser una ciudad eminentemente de servicios y asuma el reto de la industria y la tecnología. Ya hemos podido apreciar lo fuertes que vienen las apuestas en este sentido. Y eso se logra con proyectos decididos que logren encontrar un filón en torno al cual se vayan desarrollando industrias especializadas que aporten los necesarios complementos. Algo parecido a lo que con el tiempo se fue desarrollando en Vigo, por ejemplo, en lo que podríamos llamar el cluster de la automoción.

Otro proyecto del actual gobierno municipal es la creación de un Fondo de Capital Riesgo, en el que el ayuntamiento colocará 12 millones de euros, precisamente para fomentar ese objetivo anterior, y para generar actividad empresarial estable, que podrá influir también en el resto de la provincia. Lógicamente no se conforman con esa aportación del ayuntamiento, sino que pretenden involucrar a otros sectores, tanto de Lugo como de fuera: de hecho, ya han realizado recientemente un viaje a Barcelona -del que han regresado con muy buenas expectativas- para buscar entre empresarios gallegos que emigraron posibles socios del proyecto.

Fue una feliz coincidencia el hecho de que cuando me informaron de este proyecto y de la visita a los emigrantes-empresarios hacía sólo un día de mi conversación con los responsables de Caixa Rural Galega, en la que les comenté un viejo proyecto que quien suscribe había planteado al entonces presidente de Extremadura para impulsar entre los emigrantes la aportación de ahorros para un proyecto semejante.

Hagan [email protected]

14 Comarca de Lugo: en el centro de gravedad de la dinamización
Comentarios