Honduras extradita al expresidente Juan Orlando Hernández a EE UU

Juan Orlando Hernández, expresidente de Honduras. / Infobae
Juan Orlando Hernández, expresidente de Honduras. / Infobae

El hombre que gobernó el país centroamericano durante los últimos ocho años ha abordado un avión, esposado y escoltado por la DEA, con destino a Nueva York.

Honduras extradita al expresidente Juan Orlando Hernández a EE UU

Finalmente se ha materializado la extradición del expresidente hondureño, Juan Orlando Hernández, a EE UU, después de que fuera reclamado en enero por el Departamento de Justicia estadounidense, por presuntamente haber cometido delitos asociados con el narcotráfico y el crimen organizado.

Alrededor de a las cuatro de la tarde el exmandatario, esposado y escoltado por efectivos de la Administración de Control de Drogas de EE UU (DEA) abordó un avión adscrito a esa rama de las autoridades estadounidenses, y despegó del Aeropuerto Internacional Tocontín en Tegucigalpa, con destino a la ciudad de Nueva York, según la información suministrada por los agentes hondureños.

Hernández permanecía recluido en un cuartel de las Fuerzas Especiales de la Policía, conocida como Los Cobras, al este de la capital. En un operativo que contó con entre 800 y 1.000 efectivos de la Policía Nacional, fue llevado en un helicóptero de la Fuerza Aérea por el ministro de Seguridad, Ramón Sabillón.

Hernández es vinculado con el narcotráfico

Se espera que próximamente sea presentado en una corte federal en algún distrito neoyorquino, donde los mismos fiscales llevan su caso encerraron el año pasado a su hermano, Juan Antonio ‘Tony’ Hernández, excongresista que fue sentenciado a cadena perpetua en marzo de 2021 por sus vínculos con los grupos de narcotráfico, y de haber utilizado instancias del Estado hondureño para facilitar sus negocios.

En una acusación formal que fue revelada este jueves, el Departamento de Justicia de EE UU, detalla una presunta conspiración del exmandatario Hernández, otrora aliado de Washington, para proteger y sacar partido de los líderes de los cárteles de narcotráfico con los que se asoció, para canalizar en Honduras la droga que se exportaba desde América del Sur, cuyo destino sería, según las autoridades, escoltado por Hernández hasta EE UU.

De acuerdo con la información de la cartera de Justicia norteamericana, a partir de 2014 Hernández comenzó a relacionarse directamente con los líderes de los grupos más violentos y peligrosos del país, y recibió millones de dólares que presuntamente habría usado “para enriquecerse, financiar su ascenso político y posteriormente permanecer en el poder”.

La cadena CNN reseña que, a cambio del dinero, “Hernández proporcionó a las organizaciones información policial que ayudó a proteger a sus líderes de investigaciones criminales, los protegió de la extradición a EE UU y les permitió cometer actos de violencia prácticamente sin consecuencias”.

El expresidente hondureño se enfrenta a tres cadenas perpetuas

Al expresidente se le imputan tres delitos que presuntamente habría cometido entre 2014 y 2022, casi dos décadas enteras.  Uno de ellos es por “conspiración para importar una sustancia controlada a EE UU, con el conocimiento de que dicha sustancia sería importada ilegalmente” al país.

Además, se le acusa de “fabricar, distribuir y poseer con la intención de distribuir una sustancia controlada a bordo de una aeronave registrada en los EE UU”. Otro de los cargos es por “usar o portar armas de fuego, o ayudar e instigar al uso, el poder y la posesión de ametralladoras y dispositivos destructivos en apoyo de la conspiración de importación de narcóticos de los que se le acusa en el cargo uno”, según un informe que la embajada estadounidense le envió a la Cancillería hondureña el 14 de febrero.

Hernández es también acusado de haber aceptado millones de dólares en sobornos, para proteger a narcotraficantes de las investigaciones judiciales. “Como se señala en la acusación, Hernández abusó de su cargo como presidente de Honduras desde 2014 hasta 2022 para operar el país como un narcoestado”, ha dicho el secretario de Justicia de EE UU, Merrick Garland, en una conferencia de prensa memorando los cargos este jueves.

El expresidente ha tratado de apelar la extradición, pero sus intentos fueron inútiles. Su último movimiento fue interponer un recurso de amparo ante el Supremo hondureño, cuyos magistrados (todos y cada uno) fueron nombrados por Hernández en su momento. Por unanimidad, los jueces consideraron improcedente la solicitud y ratificaron la petición por extradición a EE UU. Hernández, quien asegura ser inocente y víctima de una persecución de los capos que ayudó a encarcelar, se enfrentará ahora a un juicio con riesgo a ser sentenciado a tres cadenas perpetuas. @mundiario

Honduras extradita al expresidente Juan Orlando Hernández a EE UU
Comentarios