Ravil Maganov: el presidente de la petrolera rusa Lukoil muere tras caer por la ventana de un hospital

Vladimir Putin y Ravil Magánov. Mundiario
Vladimir Putin y Ravil Magánov. / Mundiario

Medios locales sostienen que el empresario había sido diagnosticado con una dolencia cardíaca y que padecía depresión. La versión oficial apunta a un posible suicidio, aunque las circunstancias detrás del suceso no están claras. 

Ravil Maganov: el presidente de la petrolera rusa Lukoil muere tras caer por la ventana de un hospital

El presidente de la junta directiva de Lukoil, una de las mayores petroleras Rusia, Ravil Magánov, ha fallecido este jueves tras caer por una ventana desde el sexto piso del Hospital Clínico Central de Moscú, el mismo centro donde el martes falleció Mijaíl Gorbachov.

“Lamentamos profundamente tener que anunciar que Ravil Magánov, presidente del consejo directivo de Lukoil, ha fallecido tras una larga enfermedad”, ha explicado la firma rusa en un comunicado público.

Las agencias rusas Interfax y TASS, que citan a fuentes anónimas, han precisado que el empresario, de 67 años, cayó de la ventana de su habitación en el hospital en la mañana de este jueves y murió de las heridas. 

El diario Kommersant ha informado de que el fallecido había sido diagnosticado con una dolencia cardiaca grave, pero no detalla si fue esta la causa de su internación en el centro médico. Otros medios y canales locales, como Mash y Moskvá 24, han añadido que Magánov padecía depresión. La versión oficial apunta a un posible suicidio, aunque las circunstancias detrás del suceso siguen sin estar claras.

Crítico con la guerra 

Ravil Magánov inició su trayectoria dentro de Lukoil en 1993. Fue nombrado primer vicepresidente responsable de las áreas de exploración y producción un año después, y en 2020 resultó elegido presidente de la junta directiva. “Gracias al talento gestor de Ravil Magánov , Lukoil evolucionó de un pequeño grupo de extracción de crudo a una de las compañías energéticas líderes del mundo”, ha detallado la compañía en el comunicado. 

Lukoil, la segunda petrolera más grande de Rusia, es una de las pocas empresas del país que se ha manifestado abiertamente contra la invasión de Ucrania y que ha pedido el fin de la guerra. 

“Defendemos el cese inmediato del conflicto armado y apoyamos debidamente su resolución a través del proceso de negociación y por medios diplomáticos”, sentenció la empresa en un comunicado en marzo, días después de que el presidente Vladimir Putin lanzará su “operación especial” sobre la antigua república soviética. “La junta directiva de Lukoil expresa su preocupación por los trágicos eventos en curso en Ucrania y da su más sentido pésame a todos los afectados por esta tragedia”, añadió la firma en la carta abierta. “Lukoil está totalmente comprometida con el fortalecimiento de la paz, las relaciones internacionales y los lazos humanitarios”.

Muertes sospechosas 

La muerte de Ravil Magánov se suma así a una lista de sospechosos suicidios desde que comenzó la guerra: al menos cinco directivos de Gazprom y otras empresas energéticas han fallecido en circunstancias que han despertado suspicacias en Rusia.

En mayo, Lukoil afrontó la perdida de otro directivo, Alexánder Subbotin, que según explicó el Comité de Investigación, falleció por “una insuficiencia cardiaca aguda” al mezclar estupefacientes y alcohol. El País apunta que “los medios rusos agregaron el detalle de que perdió la vida en la casa de un brujo llamado Magua durante la realización de un ritual chamánico”. @mundiario


 

Ravil Maganov: el presidente de la petrolera rusa Lukoil muere tras caer por la ventana de un hospital
Comentarios