China advierte a Biden de que apoyar militarmente a Taiwán es "jugar con fuego"

Joe Biden y Xi Jinping. / Twitter.
Joe Biden y Xi Jinping. / Twitter.

Las declaraciones hechas por el presidente estadounidense, de que Washington apoyaría militarmente a Taiwán en una invasión de China, elevan la tensión internacional.

China advierte a Biden de que apoyar militarmente a Taiwán es "jugar con fuego"

Las polémicas declaraciones que el presidente estadounidense, Joe Biden, que hizo este lunes acerca de que su Gobierno defendería militarmente a la isla autónoma de Taiwán en caso de una invasión por parte de China no han pasado desapercibido, especialmente para el Partido Comunista, que advirtió que EE UU está “jugando con fuego”.

De acuerdo con la agencia de noticias china Xinhua, las autoridades chinas encargadas de Taiwán, han advertido a Joe Biden de que deje de realizar acciones y emitir comentarios que violen los principios establecidos entre ambos países.

Pekín exhortó a Washington a mantenerse al margen de la autonomía taiwanesa, después de que Biden prometiera este lunes, en una visita oficial a Japón, que su país defendería militarmente a la isla si es que China en cualquier momento se plantea reclamarla por la fuerza.

“Los últimos movimientos estadounidenses sobre Taiwán van en contra del principio de una China e incrementan la tensión en el estrecho de Taiwán. Esto no es distinto a jugar con fuego y es algo muy peligroso”, aseveró Zhu Fenglian, portavoz de la Oficina de Asuntos de Taiwán del Consejo de Estado, es decir, el departamento del Partido Comunista chino que se encarga de diseñar las directrices para la isla.

¿Qué ha dicho Biden sobre Taiwán?

El presidente norteamericano ha emitido uno de los más estrictos y duros mensajes contra el Gobierno chino, en medio de su crispación política y económca contra el gigante asiático, después de prometer ante los periodistas que Washington apoyaría militarmente a la isla de Taiwán, un territorio autónomo de China que proclama ser independiente de la República Popular China, si es que la China continental intenta atacar o hacerse con la isla por la fuerza.

Respondiendo una pregunta hecha por un periodista, en medio de una conferencia de prensa con el primer ministro de Japón, Fumio Kishida, en Tokio, Biden comparó la situación china sobre Taiwán con el conflicto de Rusia con Ucrania. “Ya están coqueteando con el peligro ahora mismo volando tan cerca y con todas las maniobras que están realizando”, refiriéndose a las recientes incursiones de naves chinas que han violado el perímetro de defensa de Taiwán en las últimas semanas.

El estadounidense aseguró que todo dependía de “cuán fuerte el mundo deje en claro que ese tipo de acción va a resultar en desaprobación a largo plazo”. A raíz de esto, se le preguntó directamente si EE UU defendería militarmente a Taiwán tras una invasión china, considerando que no lo ha hecho tras la invasión de Ucrania, y respondió: “sí… ese es el compromiso que asumimos”. “La idea de que (Taiwán) puede ser tomada por la fuerza... simplemente no es la apropiada”, añadió.

El presidente ha hecho comentarios similares en el pasado, pero siempre un funcionario de la Casa Blanca termina asegurando que la postura estadounidense no ha cambiado respecto a la isla, que EE UU reconoce al Gobierno de Pekín como el regente en la China. Washington, pese a sus rivalidades con Pekín, siempre se ha mantenido ambiguo respecto a la autonomía de la isla.

Una sola China

Tras los comentarios de Biden, un funcionario estadounidense aclaró ante la prensa la postura de EE UU. “Como dijo el presidente, nuestra política no ha cambiado. Reiteró nuestra política de Una Sola China y nuestro compromiso con la paz y la estabilidad en el Estrecho de Taiwán. También reiteró nuestro compromiso en virtud de la Ley de Relaciones con Taiwán de proporcionar a Taiwán los medios militares para defenderse”, dijo el funcionario, de acuerdo con CNN.

El principio de una sola China (One China) es una posición política que propugna la existencia de un único Estado chino, usada por cada uno de los gobiernos chinos para definir sus relaciones exteriores, con base a quién reconocen los demás países como el Gobierno legítimo de China. Tras la llegada del Partido Comunista al poder en Pekín, el entonces Gobierno chino se exilió en Taiwán, desde donde han gobernado asegurando ser el Ejecutivo legítimo.

Entendiendo que hay dos Estados separados, la República Popular de China (Pekín) y la República de China (Taipéi), cada uno promueve el principio una sola China a su manera. Pekín asegura que la China continental, Macao, Hong Kong y Taiwán le pertenecen, mientras que Taipéi alega que sólo su Gobierno es legítimo tras la llegada del comunismo al poder tras la Revolución china de 1949, sucedida después de la Guerra Civil China.

EE UU reconoce el principio de una sola China, pero como la mayoría de los países occidentales, mantienen relaciones informales con Taiwán. Washington proporciona de armas defensivas a esta isla de 23 millones de habitantes, gobernada por una democracia semipresidencial multipartidista. Por más de 70 años ambos territorios se han gobernado por separado, pero ello no ha impedido que Pekín considere a Taiwán como una provincia rebelde y la reclame como suya, a pesar de nunca haberla controlado. @mundiario

China advierte a Biden de que apoyar militarmente a Taiwán es "jugar con fuego"
Comentarios