La viruela del mono, una enfermedad difícil de diagnosticar

La viruela símica o viruela del mono es una zoonosis selvática / Archivo
La viruela símica o viruela del mono es una zoonosis selvática / Archivo

El virus se ha extendido por 42 países, sin embargo, es de difícil detección por la variedad de afecciones que causan erupciones cutáneas.

La viruela del mono, una enfermedad difícil de diagnosticar

La viruela del mono ha hecho saltar las alarmas del mundo. De hecho, ha sido tal el grado de inquietud que, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) junto a la Secretaría de Salud de México han realizado un entrenamiento sobre la detección y el diagnostico por laboratorio de la enfermedad, capacitando así a los profesionales de nueve países latinoamericanos y caribeños en el descubrimiento de esta zoonosis perteneciente a la familia de los orthopoxvirus.

Y es que, la detección oportuna del virus es el primer paso para detener el brote de esta infección usual en África, pero que ya se ha propagado por 42 países con más de 2.100 casos confirmados.

En este sentido, la viruela símica es una zoonosis caracterizada por erupciones cutáneas que se extienden por la cara, las mucosas bucales, las áreas genitales, las palmas de las manos y las plantas de los pies. Sin embargo, la enfermedad no es de fácil diagnóstico debido a la gran variedad de afecciones que causan lesiones en la piel. Por tanto, la capacitación de los profesionales de laboratorios de Belice, Costa Rica, Cuba, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, República Dominicana y El Salvador, se volvió una necesidad.

Recolección de muestras en los casos sospechosos

De acuerdo con la OPS, se debe analizar cualquier caso que presente la sintomatología de la enfermedad, como por ejemplo, una erupción cutánea extendida, aguda e inexplicable en una persona que viva en un país donde el virus noes endémico, y que además tenga dolor de cabeza o espalda e incluso, fiebre súbita. Sin embargo, antes de realizar el análisis, se deben haber descartado la varicela, el sarampión y el herpes zoster.

Asimismo, los casos probables son aquellos en los que se cumplen la sintomatología y uno o más criterios, como la exposición directa sin protección respiratoria o el contacto con materiales contaminados por otro caso probable o confirmado de viruela del mono durante los 21 días anteriores al inicio de las señales. Incluso, puede tratarse de alguien que haya viajado a un país donde la enfermedad sea endémica en los 21 días previos a la aparición de los síntomas.

El organismo de la ONU instó a los países a implementar la identificación oportuna de los casos sospechosos o probables, recolectando muestras en la lesión de la piel de la persona con síntomas, transportar de manera segura las mismas y crear protocolos de detección molecular que respeten los protocolos de bioseguridad y las buenas prácticas microbiológicas en los Laboratorios Nacionales de Referencia, de acuerdo con la capacidad existente. De igual forma, el resultado del análisis puede tardar de uno a tres días. @mundiario

La viruela del mono, una enfermedad difícil de diagnosticar
Comentarios