El PP ha decidido vender las cabras de la jaima antes de las elecciones europeas

rajoy
Cuando el PP alcanzó por fin la Moncloa, con Mariano al frente de los descendientes de don Pelayo...

España está hecha unos zorros. Con más paro y más deuda pública. Con menos sanitarios, menos servicios sociales, menos profesorado, menos libertades y menos derechos públicos.

El PP ha decidido vender las cabras de la jaima antes de las elecciones europeas

España está hecha unos zorros. Con más paro y más deuda pública. Con menos sanitarios, menos servicios sociales, menos profesorado, menos libertades y menos derechos públicos.

 

Cuando el PP alcanzó por fin la Moncloa, con Mariano al frente de los descendientes de don Pelayo, y se escucharon las consignas de la España casposa y falta de ideas culpando de todos los males a la herencia recibida, me pareció que el nuevo gobierno llegaba dispuesto a aplicar la política de la jaima. Lo publiqué en alguna parte y dos años después tengo que vanagloriarme de mi buen olfato.

Explicaba en mi pasquín que ese modo de hacer política es el mismo del brujo del desierto. Dice el cuento que un nómada vivía en su jaima con su mujer, cuatro hijos, los suegros y una cabra. Al buen hombre tanta gente junta le traía de cabezas, así que se fue al brujo del oasis pidiendo una solución. Tras contar sus cuitas el sabio le dijo: 

    -Compre y meta en la jaima una cabra más. Vuelva la próxima semana y ya me dirá el resultado.

El buen nómada, extrañado pero confiado, obedeció el mandato. Naturalmente la convivencia empeoró. Pasada la semana regresó al oasis con el mal resultado. El consejo consistió en aumentar otra cabra. Y así semana tras semana hasta que, con la familia y doce cabras bajo la misma lona, la vida resultó imposible. Entonces el brujo pareció cambiar de método.

    -Venda una cabra y vuelva el próximo sábado para contarme.

El buen nómada obedeció resignado. Vendidas las primeras cabras no sintió alivio, pero a medida que iban quedando pocas respiraba con menos agobio. Al final de veinticuatro semanas de consultas en la jaima quedaban los familiares y la vieja cabra del principio.

    -¿Qué tal ahora? –le preguntó el brujo.

    -Bien, muy bien. Vender las cabras ha sido una gran solución.

El buen nómada no explicó que durante ese tiempo se había arruinado para alimentar tanta cabra, que las cabras le habían dejado la jaima hecha unos zorros y que la convivencia con mujer, hijos y suegros –incapaces de comprender su gobierno- estaba rota para siempre. Simplemente dio gracias a Alá por tan sabios consejos y por su propio buen estado de humor.

El PP nos ha llenado la jaima de cabras en la primera mitad de la legislatura y ahora los sabios de la tribu de don Pelayo –Montoro, Gónzalez Pons, De Guindos, Cospedal, Sáenz de Santamaría, Floriano, De Cospedal…-, se han lanzado a vender las cabras antes de que lleguen las elecciones europeas y las municipales, por ver si consiguen hacernos creer que estamos y vivimos mejor.

La jaima España está hecha unos zorros. Con más paro que cuando prometieron reducirlo. Con más deuda pública que la recibida. Con menos sanitarios y menos servicios sociales. Con menos profesorado público y, por tanto, con peor futuro cultural. Con menos libertades y derechos pero con más amenazas de Santiago y cierra España…

-¿Qué gloria le queda al PP de Mariano en este cuento de la jaima? –le pregunto a los oráculos.

-Rezar –me responde la Ministra de Trabajo.

El PP ha decidido vender las cabras de la jaima antes de las elecciones europeas
Comentarios