Sánchez trata de rebajar la tensión con Israel reiterando que España es un “país amigo”

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno de España. / RR SS
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno de España. / RR SS

El ministro de Defensa de Israel, Benny Gantz, ha mantenido una conversación con el presidente del Gobierno español en medio de la crisis diplomática desatada por Sánchez.

Sánchez trata de rebajar la tensión con Israel reiterando que España es un “país amigo”

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, está trabajando para calmar las tensiones con Israel después de que el jueves pasado el Gobierno israelí llamara a consultas a la embajadora en respuesta a los comentarios de Sánchez sobre la conducta militar de Israel en Gaza.

Sánchez expresó en una entrevista en TVE sus "francas dudas" acerca de si el ejército israelí respeta el derecho internacional humanitario en sus bombardeos en la región. En respuesta, el ministro israelí Benny Gantz, líder de la oposición antes de la formación del actual Gobierno de concentración, llamó a Sánchez para buscar un acercamiento, a lo que el mandatario español respondió destacando la amistad entre ambos países.

Aunque el sector liderado por el primer ministro Benjamín Netanyahu mantiene la tensión, Gantz, representante del sector moderado, buscó rebajarla explicando que Israel hace todo lo posible por evitar la muerte de civiles, culpando a Hamás por la situación.

Gantz compartió con Sánchez la idea de que no habrá solución hasta que "el terrorismo de Hamás sea extirpado de Gaza". Sánchez, en un intento de reducir las tensiones, condenó los ataques terroristas de Hamás y expresó el deseo de la liberación inmediata de los rehenes.

El presidente español, en una conversación poco común con un ministro en lugar de su homólogo, Netanyahu, realizó la llamada desde Dubái, donde se encuentra el presidente israelí, Isaac Herzog. A pesar de participar en la misma cumbre del clima, no se espera que se encuentren ni siquiera de manera informal, subrayando la complejidad de las relaciones entre ambos países desde el viaje de Sánchez. Desde La Moncloa, argumentan que Gantz también llamó a otros líderes con tensiones similares, como Emmanuel Macron de Francia y Justin Trudeau de Canadá. @mundiario

Comentarios