El perfecto equilibrio de estilo entre Mette-Marit de Noruega y Victoria de Suecia

Diseño sin título
Mette-Marit, princesa de Noruega; junto a la princesa Victoria de Suecia y el principio Haakon. / RR SS.

Los príncipes herederos de Noruega se encuentran en Estocolmo en medio de una visita oficial donde han estado acompañados de la princesa Victoria y el príncipe Daniel. 

El perfecto equilibrio de estilo entre Mette-Marit de Noruega y Victoria de Suecia

Los príncipes herederos de Noruega Haakon y Mette Marit, se han dejado ver en una visita oficial que realizan a Estocolmo en Suecia. Ambos han sido recibidos por sus homólogos en dicho país, es decir, la princesa heredera Victoria y el príncipe Daniel de Suecia, que al final del día se encargaron de presidir una recepción en su honor.

La princesa noruega no protagoniza tantos actos como se esperaría debido a que tiene una enfermedad que en ocasiones se lo impide. Por dicha razón, ha sido una grata sorpresa verle acompañar al heredero hasta Suecia y ver la buena sintonía que tiene con la heredera sueca con quién compartió en temas de estilo en su última aparición.

Mette-Marit lanzó un guiño a la condesa Ebba Von Eckermann, una histórica figura de la moda sueca. Se presentó con un hermoso y llamativo vestido azul eléctrico que data de los años 60 y es firmado por la condesa. Fue diseñado en lana, tela por la que Von Eckermann fue tan popular. La condesa nació en 1921 y en 1949 fundaría su casa de modas que la llevaría al éxito internacional principalmente por la falda diseñada en lana llamada Ripsa que incluso llegaría a venderse en las tiendas de Dior.

El diseño llevado por Mette-Marit es una precioso vestido con mangas tres cuartos que finaliza en ligeros volados. Tiene el cuello redondo y ajustado, cuenta con largo midi y una fina cinta a modo de lazo que define su cintura.

Por su parte, la princesa Victoria lució tan elegante como nos tiene acostumbrados. Llevó un precioso vestido también en azul de la firma maxjenny!, resulta ser un diseño vanguardista y de estilo muy de los 80. La visita de Haakon y Mette-Marit no es extraña debido que Noruega y Suecia son países y cuentan con lazos históricos. La visita de los futuros reyes solo fortalece esos lazos y certifica la buena relación que existe entre la generación de relevo.

En un momento, la prensa sueca consultó a Mette-Marit qué opinaba de la princesa Victoria y está se deshizo en halagos, algo que dejó a la princesa Victoria al borde de las lágrimas. “La princesa Victoria es una persona fantástica a quien tengo en muy alta estima y con la que me hace muy feliz tener una relación tan buena, cercana y cálida”, contó la princesa. “Hemos hecho muchas cosas juntas. Hemos viajado y compartimos muchas vivencias, y eso es algo que valoro mucho. Además, tengo una hija que algún día será princesa heredera como ella. El hecho de que pueda seguir el ejemplo de Victoria me hace feliz”. @mundiario

 

El perfecto equilibrio de estilo entre Mette-Marit de Noruega y Victoria de Suecia
Comentarios