El Wolverhampton podría llevar a la Premier League a renunciar al VAR

El VAR en pleno funcionamiento durante un partido de la Premier League. /  RR SS
El VAR en pleno funcionamiento durante un partido de la Premier League. / RR SS
El club inglés lidera una iniciativa para erradicar el sistema del campeonato porque, a su juicio, va en contra de la esencia del fútbol.
El Wolverhampton podría llevar a la Premier League a renunciar al VAR

El próximo 6 de junio podría marcar un antes y un después en la historia de la Premier League. Los 20 clubes que conforman la liga inglesa votarán sobre una medida sorprendente: la posible eliminación del sistema VAR a partir de la temporada 2024-2025. Esta propuesta, que ha tomado por sorpresa a muchos aficionados y expertos, refleja una creciente insatisfacción con la tecnología que, aunque inicialmente prometía mayor justicia en el juego, ha generado un sinfín de polémicas y debates acalorados.

Esta propuesta, adelantada por The Athletic, requiere el respaldo de al menos 14 de los 20 clubes en la asamblea general. El VAR, introducido en la Premier League en 2019, ha sido un tema de constante debate y controversia.

A lo largo de sus cinco años de implementación, el sistema ha intentado corregir errores arbitrales evidentes, pero en el proceso, ha sido acusado de ralentizar el juego y desvirtuar la emoción natural de los goles y las jugadas polémicas.

A pesar de su objetivo de aumentar la precisión en las decisiones arbitrales, muchos consideran que ha afectado negativamente al espíritu del juego. El Wolverhampton, el club que ha llevado esta propuesta a la asamblea, argumenta que el VAR ha hecho más daño que bien.

En su comunicado, el club señala que el costo de un pequeño aumento en la precisión va en contra del espíritu del fútbol. "Después de cinco temporadas con el VAR en la Premier League, es hora de un debate constructivo y crítico sobre su futuro", afirman los wolves, sugiriendo que es preferible eliminar el VAR para preservar la esencia del juego.

Además, la prensa inglesa asegura que detrás de toda esta iniciativa también se mantiene fresco el recuerdo de varios escándalos, entre ellos el incidente que se vivió el pasado 30 de septiembre en el campeonato, cuando el Tottenham y el Liverpool se enfrentaron en Londres.

Un gol mal anulado a Luis Díaz no fue corregido por el videoarbitraje, un grave error que obligó a los árbitros y a la Premier League a reconocer públicamente la equivocación, generando un gran revuelo en el mundo del fútbol. Aquella controversia dio pie a múltiples señalamientos en contra del VAR, que ahora alcanzan su máxima expresión con esta solicitud del Wolverhampton. @mundiario

Comentarios