Las cosas que pueden pasar si bebes una copa de vino todas las noches

Copas de vino. / nbcconnecticut.com
Copas de vino. / nbcconnecticut.com

Si normalmente disfrutas de una copa de vino con la cena o una copa al final del día, esta es la implicación que tiene en tu cuerpo y tu salud.

Las cosas que pueden pasar si bebes una copa de vino todas las noches

¿Qué le sucede a tu cuerpo si bebes una pequeña cantidad de vino todos los días? Este es uno de esos enigmas de "tal vez ayude, tal vez no" con los que luchan los expertos en salud. Básicamente, si no bebes, probablemente no deberías comenzar para obtener los posibles beneficios para la salud. Pero si bebes una copa de vino al día o menos, puede haber algunos beneficios (y riesgos) en su consumo moderado. Echa un vistazo a las posibilidades a continuación.

Es posible que tengas una mejor salud intestinal

Un estudio de 2019 en la revista Gastroenterology encontró que las personas que bebían vino tinto tenían una mayor diversidad de bacterias buenas en el intestino en comparación con las personas que no bebían vino tinto. Los investigadores no observaron el mismo efecto con el vino blanco u otros tipos de alcohol, según el estudio de más de 900 gemelos. Se cree que tener bacterias más diversas (y una mayor proporción de algunos tipos en lugar de otros) ayuda con la digestión de los alimentos, la función inmunológica y el control del peso. 

Un equilibrio poco saludable de bacterias intestinales se ha relacionado con el aumento de peso y la susceptibilidad a varias enfermedades. En el estudio, los bebedores de vino tinto también tenían menos probabilidades de ser obesos y tenían niveles más bajos de colesterol LDL que los que no lo bebían, además, no necesitaba ser una bebida diaria. Los investigadores encontraron que beber vino tinto incluso una vez cada dos semanas fue suficiente para ver el efecto. 

Es posible que tengas una mejor salud cardíaca

Una revisión de 2017 en Circulation sugiere que el etanol y los polifenoles en el vino juntos pueden ayudar a proteger contra enfermedades cardiovasculares crónicas, principalmente enfermedades cardíacas. El antioxidante resveratrol podría ayudar con los beneficios estimulantes para el corazón de una copa de vino por la noche, especialmente los varietales tintos. 

Los taninos contenidos en el vino tinto, las procianidinas, se asocian con un riesgo reducido de enfermedad cardíaca y diabetes tipo 2, según un informe publicado en el Canadian Journal of Clinical Nutrition. 

Pero la moderación es la clave, pues la ingesta crónica y excesiva de alcohol está asociada con el debilitamiento del corazón, lo que se denomina médicamente miocardiopatía e insuficiencia cardíaca. 

Es posible que tengas huesos más fuertes

Los investigadores han descubierto que el consumo excesivo de alcohol parece estar relacionado con la osteoporosis (adelgazamiento y debilitamiento de los huesos). Sin embargo, los estudios han encontrado que los huesos pueden ser más fuertes en las mujeres menopáusicas que toman un trago al día en promedio. Un estudio de 2017 en PLoS One respalda la conclusión de que beber poco se asocia con una mejor densidad ósea en mujeres posmenopáusicas. 

Lo más importante que debes saber es que la actividad física regular juega un papel fundamental para mantener los huesos fuertes y saludables. 

Tu cerebro podría permanecer más nítido por más tiempo

Es cierto que la función cerebral puede disminuir a medida que envejecemos, pero el consumo moderado de alcohol, por ejemplo, beber una copa de vino por la noche, puede estar asociado con una disminución más lenta. Un análisis que involucró a casi 1500 personas y que se publicó en 2014 en la revista Clinical Nutrition encontró que las personas de 65 años o más que disfrutaban de bebidas alcohólicas en cantidades ligeras a moderadas, particularmente vino, tenían un volumen cerebral total mayor que las personas que no bebían. 

Si bien el volumen total del cerebro no es exactamente lo mismo que la función cognitiva, y el estudio no puede probar que el alcohol fuera la razón del hallazgo, se sabe que el cerebro se atrofia con afecciones como la enfermedad de Alzheimer y la demencia, por lo que un mayor volumen total del cerebro es una buena señal.

Es posible que tengas una peor calidad de sueño

Muchas personas pueden sentir que una copa de vino todas las noches les ayuda a conciliar el sueño más fácilmente. Sin embargo, beber alcohol antes de acostarse se asocia con patrones de sueño más lentos, conocidos como actividad delta, un sueño profundo que permite la formación de la memoria y el aprendizaje, según la Fundación Nacional del Sueño. Durante este tiempo, también se activa la actividad alfa, que es otro tipo de patrón cerebral. La actividad alfa y delta en el cerebro juntas pueden inhibir el sueño reparador.


Quizá también te interese: 

Beber alcohol hace que sea más fácil conciliar el sueño: ¿verdadero o falso?


Es posible que afecte tu salud mental

La relación entre el alcohol y el estado de ánimo puede ser complicada y puede variar según la cantidad que bebas y tus propios factores personales. Probablemente ya esté familiarizado con la sensación cálida y feliz que a menudo puede provocar beber vino. Esto tiene que ver con los neurotransmisores serotonina, dopamina y péptidos opioides que pueden liberarse cuando bebes alcohol. Pero, además, el vino puede ayudar a mantener alejada la tristeza a algunas personas, pero no a otras. 

Un estudio sueco publicado en 2019 en la revista Acta Psychiatrica Scandinavica encontró que los bebedores leves y moderados tenían un riesgo reducido de desarrollar depresión en comparación con los bebedores más empedernidos y los no bebedores. Sin embargo, saltarse esa copa de vino diaria puede mejorar el bienestar mental general. Un estudio de 2019 en el Canadian Medical Association Journal encontró que las mujeres que dejaron el alcohol reportaron un mejor bienestar mental que las que se abstuvieron de por vida.

Es posible que tengas un mayor riesgo de cáncer de mama

Si bien el consumo de alcohol, en general, en realidad está asociado con un mayor riesgo de numerosos tipos de cáncer, es posible que el vino, específicamente, tenga beneficios protectores. Según expertos, el resveratrol en el vino tinto tiene propiedades anticancerígenas, por lo que es una mejor opción si vas a beber alcohol. 

Los estudios han demostrado que beber vino tinto con moderación podría reducir el riesgo de desarrollar cáncer de ovario en comparación con las mujeres que no beben vino. Sin embargo, los expertos del MD Anderson Cancer Center señalan que beber más de un vaso al día puede aumentar el riesgo de cáncer de mama y otros tipos de cáncer. Los estudios muestran que uno o dos tragos (o más) de alcohol por día pueden aumentar el riesgo de cáncer de mama. 

Un metanálisis de 2006 en Cancer Causes & Control encontró que las mujeres que bebían alcohol tenían un 11 por ciento más de probabilidades de contraer cáncer de mama que las que no bebían. Tu mejor apuesta, como siempre, es practicar la moderación.  @mundiario

 

 

Las cosas que pueden pasar si bebes una copa de vino todas las noches
Comentarios