Buscar

MUNDIARIO

Más allá del placer: 3 increíbles beneficios de la masturbación

Por estas y más razones, la autocomplacencia debe estar lejos de ser considerada una práctica propia de adolescentes y en cambio, formar parte de la vida sexual a cualquier edad.

Más allá del placer: 3 increíbles beneficios de la masturbación
Masturbación. / RRSS.
Masturbación. / RRSS.

La masturbación es una práctica sexual sumamente positiva para el organismo. Durante años, de hecho, se ha creído que la autocomplacencia funge como una alternativa terapéutica en momentos de estrés y tensión, especialmente cuando no se tiene la posibilidad de mantener relaciones sexuales de pareja. Y es que es bien sabido que el orgasmo desencadena múltiples reacciones químicas, fisiológicas y hasta físicas.

Pero la masturbación es más que eso, ya que, además, constituye una interesante manera de descubrir y aprender más sobre la propia sexualidad. Por estas y más razones, este acto debe estar lejos de ser considerado una práctica propia de adolescentes y en cambio, formar parte de la vida sexual a cualquier edad. Hoy, te presentamos 4 increíbles beneficios de la masturbación que probablemente no conocías.

1) Facilita la conciliación del sueño: durante el orgasmo y la excitación que le precede, se liberan dos hormonas en mayor proporción: la serotonina y la prolactina. Ambas hormonas, intervienen en la regulación del sueño y la relajación. Los picos de prolactina, por un lado, inhiben temporalmente la producción de hormonas sexuales como la testosterona, que, como bien es sabido, son las responsables de la agresividad, el deseo sexual, entre otras cosas.

2) Como analgésico: luego de masturbarnos, sentimos una profunda sensación de recompensa, bienestar físico y hasta de felicidad. Esto se debe, en gran parte, a la segregación de oxitocina y, sobre todo, de dopamina, un neurotransmisor que actúa suministrando los sentimientos de gozo y refuerzo. Ambas hormonas se ayudan entre sí para anular el dolor, al menos temporalmente.

3) Mejora el sistema cardiovascular: un estudio llevado a cabo por científicos alemanes determinó que, al menos en los hombres, los niveles de noradrenalina se disparan en el plasma sanguíneo tras alcanzar el clímax mediante la masturbación. En consecuencia, se incrementa la frecuencia cardíaca y la presión arterial, y esto, a su vez, mejora la circulación y refuerza el sistema cardiovascular en líneas generales, aunque no tanto como lo haría el deporte. @mundiario