El TSJM pide identificar al “máximo responsable” de las filtraciones al novio de Ayuso

Isabel Díaz Ayuso. / Mundiario
Isabel Díaz Ayuso. / Mundiario
El Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha incoado diligencias previas en la querella presentada contra la Fiscalía por el empresario Alberto González Amador.
El TSJM pide identificar al “máximo responsable” de las filtraciones al novio de Ayuso

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha dado un paso relevante al incoar diligencias previas este jueves en la querella presentada por Alberto González Amador, novio de Isabel Díaz Ayuso, contra la Fiscalía. En esta querella, González Amador acusa a la Fiscalía de presunta revelación de secretos por difundir una nota de prensa, que según el ministerio público estaba dirigida a desmentir informaciones tergiversadas por el equipo de la presidenta de Madrid en el contexto del procedimiento abierto contra su pareja, por presuntos delitos de fraude fiscal y falsedad documental.

El magistrado instructor ha tomado la decisión de identificar a los redactores del comunicado emitido por la Fiscalía, así como “al máximo responsable (en rango) de la carrera fiscal que acordó o dio el visto bueno” a su difusión. Además, se busca clarificar quiénes tuvieron acceso a las comunicaciones entre el abogado de González Amador y la Fiscalía. También se ha solicitado a diez medios de comunicación que certifiquen quién firmó la noticia relacionada con el comunicado de la Fiscalía y cuándo se publicó.

La querella de González Amador está dirigida contra María Pilar Rodríguez, fiscal jefe de la Fiscalía Provincial de Madrid, y contra Julián Salto, fiscal encargado de la investigación sobre el novio de Ayuso en la sección de Delitos Económicos. El TSJM abrió causa contra ambos el 7 de mayo por un presunto delito de revelación de secretos cometido por funcionario.

Los hechos investigados se remontan al 13 de marzo, cuando el equipo de Díaz Ayuso reaccionó a la denuncia de la Fiscalía de Madrid contra González Amador. En este contexto, se difundió información en varios medios indicando que el ministerio público había ofrecido a González Amador un pacto que luego fue retirado por motivos políticos, insinuando que el Gobierno de Pedro Sánchez estaba detrás para dañar políticamente a Ayuso.

González Amador denunció a la Fiscalía de Madrid

Sin embargo, según la Fiscalía, fue el abogado de González Amador quien buscó un acuerdo con la Fiscalía semanas antes. Ante la información difundida en los medios, la Fiscalía emitió un comunicado para aclarar la situación. Este texto desmentía las informaciones difundidas por el equipo de Díaz Ayuso y generó controversia sobre la supuesta revelación de datos del empresario que estarían protegidos por la confidencialidad.

El fiscal general del Estado, Álvaro García Ortiz, ha asumido públicamente “la responsabilidad última” de lo ocurrido, defendiendo el derecho a la información veraz y señalando que no se infringió el deber de reserva, ya que el objeto de la comunicación era de dominio público.

La Sala de lo Civil y Penal del TSJM ha considerado necesario indagar sobre lo ocurrido, ordenando una investigación para esclarecer el alcance de los hechos. El magistrado instructor ha dado un plazo de quince días a la Fiscalía para identificar a los responsables del comunicado, validar los artículos de prensa relacionados y clarificar quién tuvo acceso a las comunicaciones del abogado de González Amador con la Fiscalía.

Estas diligencias previas son parte de un proceso para esclarecer la presunta revelación de secretos por parte de la Fiscalía en el contexto del procedimiento contra González Amador, en un caso que ha generado controversia política y mediática en Madrid.

Comentarios