Puigdemont demanda a España ante la ONU por violar sus derechos políticos

Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat de Cataluña. El Español
Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat de Cataluña. / El Español

El expresidente de la Generalitat de Cataluña ha denunciado al Estado ante el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas por "frustrar" su reelección.

Puigdemont demanda a España ante la ONU por violar sus derechos políticos

Carles Puigdemont ha decidido apostar a un nuevo frente internacional ante la crisis catalana: la ONU vs. España. El expresidente de la Generalitat de Cataluña ha demandado al estado ante el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas por violar sus derechos políticos. El líder independentista ha decidido levantar la voz frente al organismo para exigir medidas contra la nación que "frustró" su reelección.

Según ha explicado Ben Emmerson, el abogado que representa a Puigdemont ante la ONU, la demanda traslada una serie de reclamos contra el Estado, que ha impuesto "restricciones injustificadas" al ejercicio de sus derechos políticos protegidos por la Declaración Universal de Derechos Humanos así como por el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos (ICCPR, por sus siglas en inglés).

El preámbulo de la demanda presentada acusa a las autoridades españolas de "frustrar su reelección como president y, por lo tanto, anular la voluntad expresada democráticamente por el pueblo catalán" el pasado 21-D, tal como apunta la agencia oficial de noticias Efe.

En ese sentido, Emmerson, ha subrayado que, a su juicio, el Estado ha violentado hasta tres artículos ICCPR en la lucha por enterrar el papel de Puigdemont en los últimos meses del proceso soberanista. En concreto, el representante se refiere al artículo 19, el cual, de acuerdo al abogado, protege el derecho a la expresión política pacífica a favor de la independencia de cualquier territorio; el 21, que reconoce el derecho de reunión pacífica y prohíbe imponer restricciones al ejercicio de este derecho en interés de la seguridad nacional; y el 25, que otorga derecho a todos los ciudadanos de un país a presentarse para ocupar cargos públicos.

"Este caso va del derecho de los políticos y de la gente a expresar su apoyo a la independencia que España deniega", sentenció Emmerson, quien, además, ha dejado claro que la acción no será la última iniciativa legal para hacer cumplir los derechos de su representado. "Seguiremos presentando demandas cada mes hasta que el Gobierno se siente a negociar", añadió.

Carles Puigdemont, expresidente de Cataluña. / Twitter @La Vanguardia

Carles Puigdemont, expresidente de Cataluña. / Twitter @La Vanguardia

La solicitud es una contundente bofetada a la nación española, que no escatima en lanzar expresiones duras contra el Estado. Para apoyar su argumento, el exmandatario catalán recurre a falta de separación de poderes, para lo que se remite hasta la época de la dictadura franquista, al tiempo que acusa a España de estar implementando una estrategia para asustar al independentismo catalán y a sus representantes. “España sigue una estrategia para infundir miedo hasta someter al pueblo catalán”, se lee en el documento.

Por su parte, la ONU ha confirmado que ha recibido la demanda de Puigdemont y ahora verificará si el expediente “cumple con los requisitos mínimos para ser registrado”, en cuyo caso ello será transmitido a España. “Podemos confirmar que la Secretaría del Comité de Derechos Humanos ha recibido una comunicación en representación del señor Puigdemont contra España”, dijo una de las portavoces de la Oficina de Derechos Humanos de Naciones Unidas, Julia Gronnevet. “No podemos proporcionar más información ya que el procedimiento es confidencial”, agregó.

Tras el movimiento, el comité de las Naciones Unidas puede tardar hasta un mes en decidir si admite o no a trámite la demanda de Carles Puigdemont y la decisión final se podría demorar hasta dos años. Si al término de todo este riguroso procedimiento el Estado es encontrado culpable, el siguiente paso del Comité será exigir que se ponga remedio a la violación. @mundiario

Puigdemont demanda a España ante la ONU por violar sus derechos políticos
Comentarios