El PSOE también pretende que ERC garantice su apoyo a los Presupuestos

Adriana Lastra, portavoz socialista en el Congreso. / Twitter
Adriana Lastra, portavoz socialista en el Congreso. / Twitter
El partido socialista abre las negociaciones con los catalanes en el Congreso dispuesto a salir adelante sí o sí sin cambiar de rumbo.
El PSOE también pretende que ERC garantice su apoyo a los Presupuestos

El PSOE tiene decidido llevar hasta el límite su plan de ganar la votación de investidura con la abstención de ERC y EH Bildu. El partido socialista cuenta con 169 síes, sumando los votos propios, de Unidas Podemos, PNV, Más País, CC, PRC, BNG y Teruel Existe, con lo que dejaría en nada los 163 noes que suman el PP, Vox, Ciudadanos, Navarra Suma, JxCAT y la CUP. Los rojos incluso piensan hacer concesiones si eso es lo que se necesita para convencer a Esquerra Republicana de que se abstenga y están listos para iniciar la mesa de negociación este mismo jueves a partir de las 17.00 horas.

La agrupación ya se ha hecho la idea de una mesa de partidos en la que se pueda poner cualquier tema en debate así como la de un encuentro de Gobiernos, aunque ese punto tiene unos cuantos peros, ya que el PSOE comprende que el marco de este encuentro es la comisión bilateral ya existente y que no es precisamente el mejor marco para que los republicanos propongan sus demandas de autodeterminación. El partido catalán reclama que antes de la investidura se realice un calendario de cómo será ese proceso para abordar el problema político en Cataluña. Los dos partidos tienen altas expectativas sobre esta reunión ya que existen todavía conversaciones diarias entre los grandes dirigentes de ambos, así como reuniones previas entre Adriana Lastra y Gabriel Rufián, portavoces parlamentarios de ambos.

Los dos partidos tiene sus objetivos bien definidos. El PSOE quiere obtener la abstención de ERC, así como llevar a este partido a dar una garantía de que esta vez no pondrá trabas para la aprobaciónd e los Presupuestos que los socialistas necesitan lo más pronto posible a fin de desarrollar su política luego del acuerdo con Unidas Podemos. La decisión de ERC y el PDeCAT de enfilar una enmienda a los Presupuestos en febrero terminó en el adelantamiento de elecciones en abril, por lo que las cuentas en funciones son las que dejó el PP. La idea de los socialistas es tener los nuevos Presupuestos listos para antes del próximo verano.

A todo esto, Esquerra Republicana exige compromisos muy claros de ese calendario a fin de establecer el diálogo entre La Moncloa y la Generalitat. Los dos partidos tienen bien definidas sus líneas rojas y no pueden pasarlos para no tener malas consecuencias. En el caso de Esquerra es obvia la discusión en su cúpula, que aun así parece casi obligada a cerrar filas tras la consulta interna de hace unos días, pero tiene todavía la presión de JxCAT, que está decidido en votar no a Sánchez. Los de Carles Puigdemont argumentan que no se juega solo la gobernabilidad de España, sino el futuro político de Cataluña. Si Esquerra apuesta por centrarse en el eje izquierda/derecha, podría cambiar su dinámica y terminar en un Gobierno con los comunes con el apoyo externo del PSC luego de las futuras elecciones autonómicas.

Todo esto será dialogado este mismo jueves, en un encuentro a seis participantes, tres por partido. El PSOE enviará a Lastra, José Luis Ábalos y Salvador Illa. Los republicanos contarán con la presencia de Rufián, Marta Vilalta y Josep María Jové. @mundiario

El PSOE también pretende que ERC garantice su apoyo a los Presupuestos
Comentarios