Ortega expulsa a la CIDH de Nicaragua por investigar violaciones de los derechos humanos

Daniel Ortega durante el Desfile por el 37 Aniversario del Ejército de Nicaragua el pasado 3 de septiembre de 2016. / el19.
Daniel Ortega, presidente de Nicaragua. / el19

El mandatario nicaragüense ordenó la salida inmediata del país de la comisión de la OEA y del Grupo Internacional de Expertos Independientes (GIEI) por investigar los casos que afectan de forma muy negativa su gestión.

Ortega expulsa a la CIDH de Nicaragua por investigar violaciones de los derechos humanos

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, cada día se hace de un perfil cada vez más dictatorial. El mandatario ordenó la expulsión de Nicaragua de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), un organismo de la Organización de Estados Americanos (OEA) por denunciar y documentar graves violaciones de los derechos humanos de parte del régimen contra sus opositores. Estas personas se han manifestado exigiendo la renuncia de Ortega, que lleva 11 años en el poder y a cambio, este ha respondido con mucha represión, una cuestión que ha derivado en violencia y muchas muertes.

El presidente también ordenó la expulsión del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), también nombrado por la OEA, que tenía previsto presentar este jueves el resultado de sus últimas investigaciones donde retratan los hechos violentos ocurridos desde el pasado 18 de abril, cuando comenzaron las protestas.

Cuando las protestas contra Ortega empezaron a ser noticia mundial, la CIDH empezó a documentar los hechos violentos que atentaban contra los derechos humanos en Nicaragua a través del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (Meseni), conformado por un equipo especial enviado a Managua en junio y que debía quedarse “mientras la situación lo requiera”, como había expresado el organismo en un comunicado. En varios informes previos, los expertos de la OEA han alertado sobre las posibles ejecuciones extrajudiciales perpetradas por el régimen, que ordenó la entrada en escena de francotiradores para reprimir a los manifestantes.

Por su parte, el Gobierno sandinista señaló que la CIDH, el GIEI y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) son una “plataforma de divulgación de información falsa para promover en el ámbito internacional sanciones en contra de nuestro país”.

El canciller Denis Moncada acusó al Secretario General de la OEA, Luis Almagro, de ser partícipe de “la escalada criminal, injerencista, promoviendo acciones terroristas en el orden político, económico y militar que viola los derechos humanos del pueblo nicaragüense”. Además, aseguró que las intervenciones de Almagro “demuestran que las acciones realizadas por los organismos de la OEA y la ONU responden a la estrategia de asfixiar al pueblo de Nicaragua”.

Los informes presentados por la organización reúnen centenares de testimonios, información documentada y audiovisual. Los testigos expresan que al represión “estuvo a cargo de la Policía Nacional, sus fuerzas antimotines y grupos parapoliciales, que actuarían con el apoyo de agentes estatales”. Asimismo, acusan a Ortega de ser el responsable de la escalada de represión y de haber cerrado espacios democráticos. @mundiario

Ortega expulsa a la CIDH de Nicaragua por investigar violaciones de los derechos humanos
Comentarios