Comida y médicos a bordo del Cobija: capitán y tripulación retenidos

Dos de los tripulantes del buque Cobija, retenido en Yemen.eldiario.es
Dos de los tripulantes del buque Cobija, retenido en Yemen / eldiario.es
Un total de 13 organizaciones sindicales de Galicia, Asturias, Euskadi. Aragón, Catalunya, Valencia y Andalucía, además de los sindicatos nacionales CC OO y UGT demandan una actuación urgente del Gobierno español.
Comida y médicos a bordo del Cobija: capitán y tripulación retenidos

La Federación Internacional de Trabajadores del Transporte (ITF), a través de su inspectora Luz Baz, ha podido confirmar -en contacto con el patrón del pesquero Cobija, Pablo Costas Villar, retenido en Yemen junto a otros 30 tripulantes desde hace once meses- que el jueves recibieron algunos alimentos, medicinas y la visita de un médico y un ayudante de este. A través de contactos de ITF en Adén, el sindicato internacional ha podido establecer una vía de suministro de víveres que espera pueda realizarse desde la central de ITF en Londres a través del consignatario del barco (que es el que adelanta la comida, previendo cobrar cuando se subaste el buque) en el puerto de Al Mukalla. Este planteamiento deja pocas posibilidades de salida de los tripulantes del Cobija, si no renuncian a las deudas contraídas por la casa armadora, que se ha desentendido por completo del barco y su tripulación, lo que evidencia su previsible negativa a cualquier arreglo económico.

La subasta del pesquero en un país de absoluta inseguridad -incluso jurídica- solo podría llevarse a cabo mediante provisión de un juzgado y esto no lo garantiza nadie en una situación de guerra como la que vive el país en el que el Cobija y su tripulación permanecen retenidos desde hace ya once meses. La ITF ha confirmado a MUNDIARIO que pretende conseguir "información y documentación veraces para analizar el asunto en profundidad" y ver qué se puede hacer por la tripulación.

La Central Unitaria de Traballadoras (CUT)  informa que las autoridades del puerto de Al Mukalla en el que el Cobija está retenido "no tienen problemas con que se marche", pero le alertan de que "el fiscal general exiliado en Arabia Saudí ha apelado la sentencia" en su día dictada y que condenaba al capitán y el buque a una retención en dicho puerto de tres meses. Cumplidos estos sobradamente, el capitán Costas y sus compañeros tripulantes permanecen en el buque, donde algunos de ellos  han sido atendidos ayer de cuadros de fiebre, vómitos y malestar general que les afectan supuestamente por la ingesta de agua insalubre, la falta de alimentos y la suciedad ambiental en un buque plagado de ratas.


Quizá también te interesa: 

Español, marinero y abandonado en Yemen. ¿Por qué?


 

Contra esta situación se manifiestan un total de 13 organizaciones sindicales de Galicia, Asturias, Euskadi, Catalunya, Valencia, Andalucía y Aragón, además de las centrales UGT y CC.OO., "en solidaridad con Pablo Costas y su tripulación atrapados en Yemen". Por los mismos motivos, el sindicato CUT y los vecinos de Bueu, localidad pontevedresa de residencia de Pablo Costas y su familia, van a reunirse este sábado, a las 11 de la mañana, en la plaza de la villa para reclamar, una vez más, que el Gobierno repatrie al capitán y ponga fin a esta situación que los profesionales de la mar dicen no entender porque, sea o no culpable de pesca ilegal, el capitán del Cobija ha cumplido en exceso la condena impuesta por un tribunal yemení y "ha de ser el Estado español el que, en defensa de los derechos de uno de sus ciudadanos debe repatriarlo".

Un reconocido investigador marino gallego, F. P. C. ha manifestado en redes sociales que "independientemente de que este capitán de Bueu sea inocente o culpable de pesca ilegal, ni él ni sus compañeros de tripulación merecen el total abandono que están sufriendo por sus respectivos países. Me parece denigrante e inaceptable". @mundiario 

Comida y médicos a bordo del Cobija: capitán y tripulación retenidos
Comentarios