China no se olvida de los Balcanes

Delegación China y el ministro de Relaciones Exteriores e integración europea de Montenegro. / fmprc.gov.cn
Delegación China y el ministro de Relaciones Exteriores e integración europea de Montenegro. / fmprc.gov.cn
China ha aumentado su presencia en los Balcanes y podría definir políticas macroeconómicas en Montenegro
China no se olvida de los Balcanes

Los Balcanes son una región ubicada en el Oriente de Europa que históricamente, ha sido influenciada por Europa Central y Occidental, así como por Estados Unidos en menor medida. Forman parte de los Balcanes los países que en otrora, fueron parte de Yugoslavia.

China ha seguido los pasos de los Balcanes siendo que es de importancia geoestratégica, para dicho Estado, posicionarse ahí porque le sirve de canal para acercarse al resto de Europa y llevar a cabo, de esa manera, su proyecto que se le conoce como “La nueva ruta de la seda”, un proyecto que se ha venido desarrollando y mediante el cual, China se propone ser el actor más relevante cuando sea preciso considerar obras de infraestructura en el mundo entero.

El acercamiento de China a los Balcanes se remonta al año 2012, cuando se inició el mecanismo de cooperación que ha sido denominado “16+1”. Esos “16” es la sumatoria de todos los Estados que conforman Europa Orienta y Europa Central, de modo que el Estado que estaría faltando, es China, precisamente. Mediante ese mecanismo, han aumentado significativamente las inversiones del país asiático, pudiendo destacar dentro de ellas la construcción de autopistas en Montenegro y otras en Macedonia del Norte.

En el año 2014 Montenegro firmó un acuerdo con Exim, el banco estatal chino, acuerdo mediante el cual se aprobaba un préstamo preferencial por el monto de $942 millones. El objetivo de ese dinero era pagar todo lo necesario para construir un total de 41 kilómetros de autopista. Sumado a lo poco rentable que se vislumbraba el proyecto, actualmente la soberanía de Montenegro está en riesgo porque, siendo que es preciso obtener un ingreso, periódicamente, a partir del peaje que se cobre a particulares que atraviesen esa autopista, para pagar la deuda es necesario que cada 3 segundos se cobre al menos a una persona que atraviese la misma. Se trata de un lapso que no debe superar los 3 segundos, durante las 24 horas del día, todos los días de la semana y tendría que mantenerse ese flujo durante los próximos 14 años.

No es fácil, de este modo, que Montenegro pueda saldar la deuda que tiene con China, sumado a que el préstamo representa casi el 30% del PIB de Montenegro. De modo que China ha venido a ser el banquero más importante para el país europeo. La Unión Europea, por su parte, no está dispuesta a ayudar a Montenegro a saldar la deuda que ya representa el 103% de su PIB, por lo que le es imperioso renegociar la deuda con China y el país asiático, tiene muchas ventajas en este contexto, sobre todo porque puede definir qué medidas macroeconómicas deberá tomar Montenegro en lo sucesivo.

China también se ha hecho de la planta siderúrgica de Serbia, de un ferrocarril que atraviesa desde Budapest hasta Belgrado y una central térmica ubicada en Bosnia y Herzegovina.

Sumado al acercamiento que ha procurado la nación asiática con Europa Oriental, cabe destacar que en dicha región se tiene una ruta marítima de gran relevancia para toda Europa, ya que comunica al continente con el norte de África y el occidente de Asia. Para China también es relevante controlar puertos, de modo que el Mar Adriático ha visto la presencia de chinos en los últimos años, sumado al control que ya ejerce sobre El Pireo, que es uno de los puertos más importantes para Grecia y Kumport, uno de los más relevantes para Turquía, junto con las acciones que ha comprado en puertos ubicados en el sur de Europa.

En caso de que los Balcanes puedan formar parte, formalmente, de la Unión Europea, China podría incidir en las decisiones que se tomen en ese ámbito, tanto en asuntos políticos como en asuntos económicos. Se trata de una estrategia cuyo alcance, es a largo plazo y se orientan a tomar decisiones relevantes en Europa, en su conjunto. @mundiario

China no se olvida de los Balcanes
Comentarios