Casado reta a Bárcenas a presentar pruebas de la caja B “si las tiene”

Pablo Casado. / Mundiario
Pablo Casado. / Mundiario
“No voy a pasar ni una. Si el juez determina que hay alguna responsabilidad por parte de algún militante del partido actual, es que no me va a temblar el pulso", ha dicho Pablo Casado.
Casado reta a Bárcenas a presentar pruebas de la caja B “si las tiene”

El futuro de un partido se decide en los tribunales. La crisis política-partidista más grande de la historia reciente de España tiene lugar en este momento con el PP en el foco público por acusaciones de corrupción que, hasta ahora, se mantienen sólidas ante la magnitud de las pruebas en contra de la administración financiera de la cúpula del partido conservador. Precisamente, su extesorero ha asestado un duro golpe legal y político a un Partido Popular que no pasa por su mejor momento electoral ni de apoyo social.

Y es que el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha asegurado este lunes que su “compromiso con la ejemplaridad es muy claro”, aunque la opacidad en la gestión de las cuentas del partido no haya sido controlada tampoco bajo el liderazgo de Casado, quien dijo que “no le temblará el pulso si el juez determina que existe responsabilidad de algún militante del partido actual” en el juicio a la contabilidad b del PP que sienta hoy en el banquillo al extesorero del PP Luis Bárcenas. Es decir, cualquier acusación que vaya en contra de los intereses de los populares podría ser reflejada en expulsiones y profundas rupturas dentro del PP como retaliación de Casado por el laberinto legal en que la corrupción ha sumido a esa histórica fuerza política. 

“No voy a pasar ni una. Si el juez determina que hay alguna responsabilidad por parte de algún militante del partido actual, es que no me va a temblar el pulso. Hay unos estatutos y será suspendido o será expulsado, y lo quiero dejar muy claro”, ha asegurado durante una entrevista en Onda Cero. Por lo tanto, esta tormenta jurídica que se posa sobre la ya complicada realidad del PP terminaría de debilitar su estructura de alianzas internas.

El expresidente del Gobierno Mariano Rajoy sigue siendo un militante del PP, que él lideró durante una buena parte del periodo que se enjuicia, pues en ese lapso ocurrieron los desmanes de corruptelas que emitían sobrefacturaciones y cobraban coimas. “Queremos que se sepa toda la verdad ya. Que si Bárcenas tiene pruebas que las ponga sobre la mesa”, ha aseverado Casado. Además, el líder del PP ha subrayado que no trata con “delincuentes” y que Bárcenas ha hecho “un daño terrible” al partido.


Quizás también te interesa:

El juicio de la caja B tambalea al PP con Bárcenas en el banquillo


Así se evidencia que la descomposición del PP, no en el sentido estricto de su formación, sino de su credibilidad política, ya comienza a ocurrir como uno de los fenómenos más alarmantes de la política española en los últimos cinco años. Eso implica que el principal exponente de la oposición al socialismo perderá mucho terreno, apoyos y capital electoral de cara a futuros procesos que ameriten un cambio de sistema lejos del actual modelo deficitario -a nivel económico y administrativo- que detentan Pedro Sánchez y el PSOE junto a Unidas Podemos. @mundiario

Casado reta a Bárcenas a presentar pruebas de la caja B “si las tiene”
Comentarios