Buscar
loading...

La caída de un duque: Iñaki Urdangarin tiene cinco días para ingresar en prisión

La Audiencia de Palma ha decretado que el cuñado del Rey de España tiene derecho a pedir el indulto, lo que no quiere decir que podrá esquivar su ingreso a la cárcel.

La caída de un duque: Iñaki Urdangarin tiene cinco días para ingresar en prisión
Iñaki Urdangarin. / RR SS
Iñaki Urdangarin. / RR SS

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

La autora, VALERIA M. RIVERA ROSAS, escribe en MUNDIARIO, donde es coordinadora general. Es licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. @mundiario

Como ocurre con todos los condenados, la Audiencia de Palma ha decretado un plazo de cinco días para que el marido de la Infanta Cristina decida a qué cárcel desea ir, luego de que fuera encontrado culpable de los cargos que se le imputaban por el sonado caso Nóos, el mismo que terminó propiciando la abdicación de Juan Carlos I a favor de su hijo, el ahora Rey Felipe VI. Ayer el Tribunal Supremo dictaminó que el exduque debería pagar sus delitos con cinco años y 10 meses de cárcel, aunque tiene derecho al indulto, lo que no supone que pueda esquivar su entrada a un recinto penitenciario. Aunque será la Audiencia la que marque el camino y ya existe un precedente en el mismo caso, con Jaume Matas que esperó libre la resolución de su indulto, que finalmente le fue denegado.

Por otro lado, el Urdangarin también podrá pedir amparo al Tribunal Constitucional y solicitar la suspensión de la ejecución de la pena, llegado a este punto es probable que el Constitucional ordene que permanezca encarcelado mientras revisan su solicitud.

El cuñado del Rey de España aterrizó antes de las 10 de la mañana procedente de Ginebra, donde mantiene su residencia privada junto a su esposa y sus cuatro hijos. En el aeropuerto se reunió con su abogado, Mario Pascual Vives, que llegó a Barcelona para acompañarle en todo momento. Ambos se presentaron en la Audiencia Provincial poca antes de las 12.15.

El esposo de la Infanta Cristina se presentó vestido con pantalón claro y chaqueta azul marino. A su llegada, fue abordado por las personas que se fueron reuniendo a las afueras del edificio, y quienes lo llamaban “ladrón” y “chorizo”. Apenas cinco minutos después, el exdeportista salió con rostro serio y luciendo muy delgado, dejando claro cuál puede ser su estado anímico en estos momentos.

Por su parte, Diego Torres logró esquivar a las numerosas personas y periodistas que se reunían en el lugar, cerca de las nueve entró al recinto junto su abogado para proceder a abandonarlo rápidamente. Torres consiguió una pena dos meses menor a la de Urdangarín y también tiene un plazo de cinco días para ingresar a la cárcel.

La sentencia no fue una sorpresa para el exduque de Palma quien recibió el dictamen ayer en su residencia en Suiza, mientras que su esposa seguía realizando sus actividades comunes en la Fundación Agá Khan. Este mismo día la exduquesa está cumpliendo 53 años, unos de los más tristes e inolvidables de su vida. Asimismo, ambos Reyes siguen manteniendo su agenda oficial, donde Felipe VI acudirá a Navarra con motivo de la inauguración de la V edición del Congreso Internacional de Arquitectura y Sociedad.

Urdandarin fue hallado culpable por los delitos de malversación, prevaricación, fraude a la administración, dos delitos fiscales y tráfico de influencias. La Casa del Rey lanzó un comunicado donde expresó su “absoluto respeto” por la decisión del juez. @mundiario