Los socialistas logran una victoria ajustada sobre la derecha en Portugal

Pedro Nuno Santos, líder del Partido Socialista de Portugal, y Marta Temido. / RR.SS
Pedro Nuno Santos, líder del Partido Socialista de Portugal, y Marta Temido. / RR.SS
Los ultras de Chega entran por primera vez en el Parlamento Europeo, aunque registran un descenso en sus apoyos después de que los liberales consiguieran disputar el tercer puesto.
Los socialistas logran una victoria ajustada sobre la derecha en Portugal

Las elecciones europeas en Portugal se vivieron como una segunda vuelta de las legislativas celebradas en marzo, y los resultados reflejan un escenario similar. El Partido Socialista (PS) y la Alianza Democrática (AD), la coalición conservadora, volvieron a empatar en la contienda electoral, aunque con posiciones invertidas esta vez.

Con el 96 % del escrutinio completado, el PS obtuvo el 32 % de los votos frente al 31 % de AD. Sin embargo, los socialistas retroceden en comparación con 2019, ya que no lograron alcanzar los nueve escaños obtenidos entonces. Los resultados provisionales indican seis diputados tanto para el PS como para AD, faltando aún por adjudicar siete escaños. En la anterior legislatura, la coalición conservadora sumaba siete diputados.

La evolución de la ultraderecha ha sido notablemente diferente. Chega, el partido fundado por André Ventura en 2019, que logró más de un millón de votos en las pasadas elecciones, ingresó por primera vez en la Eurocámara, aunque no cumplió con sus expectativas. Mientras que en marzo recibió el 18 % de los votos, en esta ocasión se quedó cerca del 10 %, viendo cómo Iniciativa Liberal (IL) le disputaba la tercera posición. Los liberales, que también ingresan por primera vez en el Parlamento Europeo, obtuvieron cerca del 9% de los votos con el escrutinio aún sin finalizar.

Viraje hacia la derecha

Los resultados de estas elecciones confirman un cambio de ciclo político hacia la derecha en Portugal. En 2019, todas las fuerzas de la izquierda (PS, Bloco de Esquerda y el Partido Comunista Portugués, junto con los ecologistas de Pessoas-Animais-Natureza) sumaban 14 representantes, mientras que los conservadores solo contaban con siete. Ahora, la relación de fuerzas se ha invertido, y la hegemonía se ha desplazado hacia el bloque de la derecha, pese al esfuerzo de resiliencia mostrado por los socialistas.

La gran vencedora de la noche fue Marta Temido, la exministra socialista que alcanzó gran popularidad por su gestión durante la pandemia. Aunque su aprecio decayó tras la normalización de la vida y la aparición de problemas en la sanidad pública, su participación en las elecciones fue significativa. Su principal adversario, Sebastião Bugalho, comentarista político y ficha sorpresa de la Alianza Democrática, fue seleccionado personalmente por el primer ministro, Luís Montenegro, para atraer el voto joven.

El resultado electoral ha fortalecido el nuevo liderazgo en el PS, que eligió a Pedro Nuno Santos como sucesor de António Costa. Costa dimitió a finales de 2023 debido a una investigación judicial sobre irregularidades en la concesión de proyectos empresariales. A pesar de las dificultades, incluyendo la detención de su jefe de gabinete y una investigación en el Tribunal Supremo, Costa ha mantenido su presencia en la política portuguesa como comentarista de televisión, un rol común entre los políticos del país.

La abstención fue alta, alcanzando el 63,52 %, en comparación con otras citas electorales nacionales, aunque la participación fue mayor respecto a anteriores elecciones europeas. Esto se debió en parte a los esfuerzos de la administración portuguesa por facilitar el ejercicio del voto. Por primera vez en unas elecciones europeas, se permitió el voto anticipado, con 250.000 personas acogiendo esta opción. Además, se introdujo una modalidad de voto en movilidad, permitiendo a los electores votar en cualquier colegio electoral del país con su documento de identidad. @mundiario

Comentarios