Cómo reclamar por la cláusula suelo sin tener que ir a juicio

Los juzgados de cláusulas abusivas están colapsados. / Dreamstime.com
Los juzgados de cláusulas abusivas están colapsados. / Dreamstime.com

Con el mecanismo extrajudicial evitaremos pasar por los colapsados juzgados de cláusulas abusivas y podremos recuperar el dinero en tres meses.

Cómo reclamar por la cláusula suelo sin tener que ir a juicio

De los 3,5 millones de hogares afectados por las cláusulas suelo, según las estimaciones de las asociaciones de consumidores, cerca de un millón y medio ya han presentado su reclamación para recuperar lo que pagaron de más. Eso significa que hay muchos hipotecados que todavía no han exigido que se les devuelva lo cobrado indebidamente por la aplicación de un interés mínimo. De la mano del comparador financiero HelpMyCash.com, a continuación veremos qué proceso hay que seguir para reclamar evitando los colapsados juzgados de cláusulas abusivas.

Un mecanismo extrajudicial de reclamación

En enero de 2017, el Gobierno de entonces promulgó un decreto que obliga a la banca a disponer de un departamento específico para tramitar las reclamaciones por la cláusula suelo. Por lo tanto, si queremos recuperar lo que nuestra entidad nos cobró de más, podemos utilizar este canal para interponer nuestra reclamación. La información sobre cómo tramitarla se puede encontrar en las páginas web de los propios bancos.

Si la entidad acepta a trámite nuestra petición, deberá calcular cuánto pagamos por culpa del tipo mínimo y tendrá que ofrecernos esa suma. Paralelamente, también nos puede hacer una oferta complementaria, como usar esa cantidad de dinero para reducir el capital de nuestra hipoteca o para invertirlo en productos como depósitos o fondos, por ejemplo, aunque no tenemos ninguna obligación de aceptarlo.

Eso sí, desde HelpMyCash.com avisan que mientras dura este proceso no se puede interponer una denuncia ante los tribunales. El decreto que regula el mecanismo extrajudicial establece que solo se puede ir a juicio si, pasados tres meses desde la presentación de la reclamación, sucede lo siguiente: si el banco no ha emitido ninguna respuesta, si directamente ha rechazado la petición, si la oferta presentada nos parece insuficiente o si no nos abona la compensación acordada.

¿Y si el banco rechaza la solicitud?

En el caso de que se dé cualquiera de las circunstancias antes mencionadas, podremos interponer una denuncia ante los juzgados. Eso sí, deberemos hacerlo ante el juzgado especializado en cláusulas abusivas de nuestra provincia. Estos organismos se crearon a mediados de 2017 para evitar que se colapsaran los juzgados ordinarios y a principios de este año se les envió más personal para agilizar la tramitación y resolución de las reclamaciones.

Sin embargo, hay que tener presente que, debido al aluvión de demandas presentadas, estos tribunales se encuentran ahora muy colapsados. Por ello, es probable que tardemos muchos meses en obtener una sentencia favorable; de ahí que se aconseje agotar el mecanismo extrajudicial antes de ir a juicio. Por ahora, los pocos fallos emitidos dan la razón mayoritariamente al consumidor.

Si finalmente nos decidimos a denunciar, podemos hacerlo de dos maneras: o bien a través de un despacho de abogados, o bien a través de una asociación de consumidores (ASUFIN, ADICAE, etc.). En el primer caso, se nos pedirá que hagamos una provisión de fondos para pagar los gastos de procurador, mientras que en el segundo, tendremos que pagar la correspondiente cuota de socio. @mundiario 

Cómo reclamar por la cláusula suelo sin tener que ir a juicio
Comentarios