Buscar
SEMrush

¿Por qué Bruselas puso una multa histórica a Google?

Se trata, aún así, de una multa mucho menor a la que daban las predicciones más altas, que cifraban en 11.000 millones de dólares (9.380 millones de euros y que supone un 10% de su facturación total) la pena impuesta por Europa.

¿Por qué Bruselas puso una multa histórica a Google?
Google, empresa. / RR SS.
Google, empresa. / RR SS.

Firma

Tatiana Ferrín

Tatiana Ferrín

La autora, TATIANA FERRÍN, es hispano-venezolana y tiene más de 10 años de experiencia en medios digitales. Trabajó en diarios de Caracas (Venezuela) y Miami (Florida, EE UU) y ahora escribe en MUNDIARIO, donde también coordina la edición GALICIA y el área de Política. @mundiario

La Unión Europea ha puesto una multa de 4.340 millones de euros a Google por considerar que ejerce prácticas monopolísticas con Android, el sistema operativo con mayor penetración en dispositivos inteligentes. Según explica Bruselas, el gigante tecnológico obliga a los fabricantes a preinstalar en sus móviles y tabletas aplicaciones complementarias, como el navegador Chrome o Google Search si éstos quieren tener acceso a Google Play.

La información fue confirmada por Margrethe Vestager, comisaria de Competencia de la UE, en rueda de prensa. A pesar de que es vista por muchos como una sanción histórica, es una multa mucho menor a la que daban las predicciones más altas, que cifraban en 11.000 millones de dólares (9.380 millones de euros y que supone un 10 % de su facturación total) la pena impuesta por Europa. La empresa ya ha informado a través de Twitter que recurrirá la sentencia.

"Android ha creado más libertad de elección para todos, no menos. Un ecosistema vibrante, innovación rápida y precios más bajos son las características clásicas de una competencia sólida. Recurriremos la decisión de la Comisión", ha afirmado Al Verney, portavoz de la multinacional, en un comunicado posterior.

Vestager ha indicado que la investigación de la UE, que lleva abierta desde abril de 2016, ha encontrado indicios de que la firma estadounidense impone tres tipos de restricciones "para asegurar que el tráfico de los dispositivos Android va al motor de búsqueda" de la compañía: la presintalación de los servicios de búsqueda, su navegador y ciertos pagos a grandes fabricantes para que instalasen por defecto su buscador, al tiempo que les impidió vender teléfonos inteligentes que tuviesen versiones alternativas de Android no aprobadas por Google.

Además, exige a la compañía "poner fin a su conducta ilegal de forma efectiva en 90 días" a contar desde esta decisión. "Como mínimo Google tiene que parar y no reincidir en ninguno de estos tres tipos de prácticas y también abstenerse de cualquier medida que tenga un fin similar o equivalente a estas", ha señalado Vestager. Si la tecnológica continúa con este modelo, podría hacer frente a nuevas multas de hasta el 5 % del volumen de negocio mundial diario de Alphabet, la empresa matriz de Google.

El pasado año la UE sancionó a la compañía con 2.820 millones de dólares (2.403 millones de euros) por abusar de los resultados de búsqueda en favor de su propio servicio de comparación de compras de productos, Google Shopping. De la misma manera, en 2009 Bruselas sancionó a Intel por su posición dominante en el mercado con una cuantía en 1.060 millones. Sin embargo, después de años de juicios, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea anuló dicha multa el pasado mes de septiembre. @mundiario