El deporte ganado trampeando premios, a parte de no ser sano, triunfo ajeno

Un balón de fútbol. / Mundiario
El fútbol, una caja de sorpresas.

- ¿Quién era realmente el árbitro?

La autora se adentra por primera vez en el mundo del fútbol en este nuevo microrrelato para MUNDIARIO.

El deporte ganado trampeando premios, a parte de no ser sano, triunfo ajeno

El partido de fútbol iba a comenzar. Estaban preparados. Empezó el juego y nadie sabía que el árbitro era el primo de uno de los porteros...

El deporte ganado trampeando premios, a parte de no ser sano, triunfo ajeno
Comentarios