¿Cómo está evolucionando la covid-19?

Vacuna antigripal. Pixabay
Vacuna antigripal. / Pixabay

En varias provincias de Argentina se han detectado contagios inusuales de gripe para esta época del año, sumado a la evolución que podría tener la covid-19.

¿Cómo está evolucionando la covid-19?

En varias provincias de Argentina se han detectado contagios de gripe o influenza, hechos que son poco habituales para esta época del año, sumado a la evolución que está teniendo la covid-19 en varias partes del mundo. En este marco, voy a desarrollar sus posibles repercusiones y las acciones a desarrollar.

En principio, vale recordar que el coronavirus que provoca la covid-19, el SARS-CoV-2, tuvo su presentación a principios de diciembre de 2019, en Wuhan, China y fue declarada pandemia por la OMS (Organización Mundial de la Salud) el 11 de marzo de 2020; en esos momentos, en el mundo, teníamos unos 500 mil infectados y en la actualidad hemos superado los 468.9 millones. Es decir, los casos se multiplicaron por 937.8, en dos años y 8 días; mientras que los muertos superan los 6 millones, aunque otras estimaciones indican de que podrían ser más de 8 millones de personas (teniendo en cuenta que existen países que no presentan un sistema estadístico adecuado, para el control de los datos).

Por citar un ejemplo, comparativo con la otra gran catástrofe sanitaria que padeció el mundo, y según lo notificado por los CDC (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades) de EE. UU., en la pandemia de la mal llamada gripe española —porque se inició en Kansas, en Estados Unidos—, la de 1918-1919, este país tuvo unos 675 mil muertos, en sus tres brotes; en la actualidad, están muy próximo a superar el millón de muertos.

Actualmente, y a pesar de que la humanidad cuenta con más herramientas para protegerse o tratarse, ya sean antibióticos, dexametasona, las vacunas, respiradores, un protocolo estandarizado para evitar los contagios —los CDC comenzaron a sugerirlos a partir del año 2017— y una comunicación global y fluida, este patógeno sigue siendo subestimado; y digo esto en base a los últimos informes, los cuales nos indican que en países europeos y asiáticos existe una marcada suba de casos.

Uso del barbijo / Pixabay
Uso del barbijo / Pixabay

por qué se repite el pasado 

Aquí, podemos preguntarnos, ¿por qué se repite el pasado reciente?

En lo personal, estoy convencido que esta situación es una consecuencia de la congruencia de varios factores que terminan por agravar la situación epidemiológica de algunos países; entre estos ítems, se pueden identificar un relajamiento de las medidas de autocuidado, la falta de vacunas en algunos países africanos, en otros existe un lento avance de la aplicación de las dosis de refuerzo y también no debemos olvidar el accionar de los grupos anti-vacunas, quienes utilizan todo tipo de medidas engañosas y que llevan a tener un minúsculo, aunque interesante, número de adeptos, llevando a que muchos países no puedan alcanzar un umbral importante de vacunación.

Por ejemplo, en Argentina, los expertos recomiendan llegar al final del otoño y al inicio del invierno con una mayor cantidad de personas vacunadas, no solo contra la covid-19 sino también contra la gripe o influenza: es decir, es esencial intensificar las campañas de vacunación contra estos virus. Esta recomendación de los científicos, se debe a que en la Argentina, en estos momentos, existe un nivel bajo de infecciones por la covid-19 —aunque el  viernes se alcanzó un inusual pico de 14.416 infectados y 76 muertos—, y se presenta un número elevado de casos de gripe A H3N2: este aumento se ha detectado en el AMBA (zona urbana conformada por la Ciudad de Buenos Aires y otros 40 municipios de la provincia de Buenos Aires) y en otras provincias del centro (como la provincia de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba) y el norte del país (como Tucumán, Santiago de Estero y Salta); Vale subrayar, que este virus A H3N2 formó parte de la vacuna antigripal tetravalente de la temporada 2021; es decir, quienes se la aplicaron presentan una cierta cobertura.

Este escenario atípico de la influenza, probablemente se debe a que no se están aplicando las medidas higiénico-sanitarias y el confinamiento o aislamiento social, que si se dio durante la pandemia de la covid-19 y que llevó a una reducción de otras enfermedades, entre ellas la gripe.

Virus SARSCoV2. Pixabay
Virus del SARS-CoV-2. Pixabay

En este punto podemos preguntarnos, ¿cuál será el próximo escenario de la covid-19 en la Argentina?

Considerando los datos que aporta la Universidad Johns Hopkins y otros sitios como Worldometer, en Argentina se registraron picos alarmante durante el verano, incluso a mediados de enero se reportaron más de 139 mil casos. En los últimos 7 días, se comunicaron un promedio de 5.374 infectados y 55 muertos. En total, el país suma 9.004.829 infectados y 127.439 muertos.

Si consideramos lo mencionado —aunque en Argentina existe una mayor tendencia a la vacunación: el 81,2% de las personas tienen las dos dosis—, como es la relajación en las medidas de auto-cuidado, la posible circulación de la subvariante de ómicron BA.2, la que circula en Europa —que se estima un 40% más transmisible aunque es menos virulenta— y porque la aplicación de la tercera dosis viene más lenta —solo la presentan, aproximadamente, el 40,8% de la población— existe una alta probabilidad de que en abril y mayo surjan picos de contagios, sin olvidarnos de la posibilidad de combinarse con los contagios de gripe.

Asimismo, si consideramos lo que sucede en algunos lugares de Europa y Asia, como por ejemplo, en Alemania, quienes tienen el 75.81% de la población con las dos dosis y más del 58% con el refuerzo, donde les está costando bajar la curva de contagios —el promedio diario de esta semana fue de 220.375 contagios y de 197 muertos—, con números que resultan preocupantes. También, en Francia, donde se alcanzó el 78.2% de la población con el plan completo y presenta un 53.3% con la dosis de refuerzo, tienen un promedio diario, en los últimos 7 días, de 82.356 contagios y 116 muertos.

A la vez, es importante visibilizar lo que sucede en la ciudad de Changchun, ubicada al noreste de China, sobre la llanura de Manchuria, donde se detectaron 1.369 casos en 24 horas, por lo que se dispuso el confinamiento de su población, que supera los 9 millones de habitantes.

Virus de la covid-19.  Pixabay
Virus de la covid-19. Pixabay

Para concluir, si observamos lo que sucede en Europa y en algunos lugares de Asia, es suficiente prueba de que la pandemia sigue viva y aún no termina. A la vez, debemos considerar lo que nos sucede en Argentina con los casos de gripe; es decir, es vital durante el otoño aumentar el índice de vacunación contra ambas enfermedades —se estima que la vacuna antigripal estará disponible en la primera quincena de abril—; así podremos arribar al invierno con un alto porcentaje de la población vacunada y evitar el colapso del sistema sanitario, de por sí, laxo. @mundiario

¿Cómo está evolucionando la covid-19?
Comentarios