Seis razones médicas por las que el yoga debería ser parte de la vida de las personas

Mujer practicando yoga. Pinterest.
Mujer practicando yoga. / Pinterest.

El ejercicio es famoso por formar buenas posturas y dotar al cuerpo de flexibilidad, pero más allá de eso, es capaz de transmitir al cuerpo y la mente otros buenos beneficios.

Seis razones médicas por las que el yoga debería ser parte de la vida de las personas

El yoga es una disciplina oriental muy popular que ha conseguido enganchar a medio occidente por dos razones: entrenamiento para el cuerpo o pura moda y curiosidad. Son pocas las personas que conocen los beneficios médicos que tiene el ejercicio, que van más allá de las buenas posturas o convertir al cuerpo humano en un arma muy flexible.

El ejercicio es ideal para aquellas personas estresadas y que requieran sumergirse en momentos de meditación y relajación. Según los expertos, a pesar de ser un ejercicio pasivo, el yoga es una práctica dura y una de las más completas que existen. Te presentamos seis razones médicas por las que deberías practicar el yoga:

1. Mejora las relaciones sociales: el yoga es capaz de hacer que la mente alcance un punto equilibrado y sano. Con esa nueva capacidad, las personas pueden estar más tranquilas y por extensión, son más felices y pueden transmitir esa misma felicidad a sus entornos.

2. Reactiva el sistema inmunológico: también regula el sistema endocrino, mejora considerablemente el sistema respiratorio, aumenta la fuerza física y especialmente, la memoria que adquiere grandes capacidades de concentración.

3. Reduce el estrés: cuando las personas practican yoga, deben aprender a concentrarse y a relajarse a través de las respiraciones que acompañan a cada ejercicio. Gracias al nivel de concentración que alcanzan las personas, estas se sumergen en un mundo aparte en donde conocen a su propio cuerpo y se olvidan del resto. Los expertos los llaman “encontrarse a uno mismo” o “encontrar tu momento”.

4. El sexo: el yoga mejora el sexo. Las posturas que realizan durante el ejercicio moldean muchas partes del cuerpo, como la pelvis. Según los expertos, dotan a la zona de sensibilidad y tonifican a la vagina, aumentando el deseo sexual y la cantidad y calidad de los orgasmos.

5. Reduce el peso: puede que no sea un deporte intenso que haga que el cuerpo sude a mares. Pero el objetivo del yoga es entrenar a la mente, el espíritu y al cuerpo en partes iguales. Por eso, tiene posturas tan relajadas que están dirigidas a moldear poco a poco el cuerpo humano. La diferencia es notoria después de un tiempo, cuando las personas ven que sus músculos se tonifican y flexibilizan.

6. El flujo sanguíneo mejora: gracias a las posiciones y diferentes ejercicios de relajación, el flujo sanguíneo se beneficia, algo que no sucede con muchos deportes. Además, esto ayuda a que el cuerpo sea más sensible y potencia el deseo sexual.

Adherido a todo lo anterior, hay que recordar otros grandes beneficios como el alivio de dolores musculares, la paz mental, ayuda a la flexibilidad y al equilibrio del cuerpo. Así que a pesar de ser un ejercicio tan pasivo, el yoga es un arma que las personas pueden aprovechar para encontrar la tranquilidad y tonificar los músculos.

Seis razones médicas por las que el yoga debería ser parte de la vida de las personas
Comentarios