Carta al líder de Boko Haram: eres simple como un nabo

Campaña a favor de las niñas de Nigeria.
Protesta por las niñas secuestradas en Nigeria.

Sabemos que no vas a parar. Has entrado en el bucle vicioso de la supremacía. De saberte en primera plana de todas las noticias. El mundo entero conoce tu nombre.

Carta al líder de Boko Haram: eres simple como un nabo

Sabemos lo que pretendes: tú secuestras niñas y el mundo occidental se echa las manos a la cabeza. Te ríes de nuestra impotencia, de nuestra rabia, de nuestro asco. Cuando sabes que, solo con mirarte, miles de estómagos se arquean en una infinita náusea que volcaríamos sobre ti, tú te regodeas. Y es que adoras sentirte poderoso. Experimentar la emoción de ser un monstruo vengativo blandiendo la espada de un malinterpretado dios. Te enorgullece saber que eres la vergüenza del ser humano. Da igual lo que te digan, porque tú nunca escucharás a nadie. A ti no te amilanan. De nada valdrán las súplicas de esas inocentes, porque sus ruegos son tu mayor satisfacción. Te mofas de las personas que te denucian, que te señalan, que te advierten. Todo te resbala.

Sabemos que no vas a parar. Has entrado en el bucle vicioso de la supremacía. De saberte en primera plana de todas las noticias. El mundo entero conoce tu nombre. Es posible que incluso, ahora, el terror que propagues se agigante. Tienes sed de más. Y harás todo lo que esté en tu mano para escupirnos tu veneno. Querrás provocarnos con una crueldad extrema y así afianzarte en tu absurda salvación.

Pero tú no sabes algo. Eres vulgar. Antes que tú, ya habido otros. Eres un mero prototipo. Una burda fotocopia de la maldad, de la sinrazón, de la depravación. Eres chabacano, rústico, ordinario. Eres simple como un nabo. Nuestras voces no se elevan hacia ti, sino que nos desgañitamos para reclamar a las autoridades competentes que ejercen la justicia universal. Las únicas que pueden y deben acabar de una vez contigo. ¿Qué te creías?

 

Carta al líder de Boko Haram: eres simple como un nabo
Comentarios