El abogado racista de Nueva York se disculpa, aunque pocos le creen

Aaron Schlossberg, abogado. YouTube.
Aaron Schlossberg, abogado. / YouTube.

El letrado increpó al gerente del lugar porque los empleados hablaban español y amenazó con llamar a inmigración. A pesar de esto, asegura que “no soy racista” y que el vídeo que circula en las redes no “muestra mi verdadero yo”.

El abogado racista de Nueva York se disculpa, aunque pocos le creen

Hace unas semanas fue noticia el nivel de racismo que está alcanzado EE UU, donde parece que no se puede hablar español. El primer caso que se hizo viral vuelve a la palestra, donde vimos a un abogado insultar a unos empleados de un restaurante en Nueva York por sencillamente hablar español, el vídeo donde se le ve amenazando y claramente alterado se hizo viral, siendo uno de los casos más criticados de racismo hasta ahora.

Supongo que son indocumentados, así que mi siguiente llamada será al ICE para que cada uno de ellos sea expulsado de mi país”, dijo gritando Aaron Schlossberg. “Si ellos tienen los cojones de venir aquí y vivir de mi dinero -yo pago sus prestaciones, yo pago para que puedan estar aquí- lo mínimo que pueden hacer es hablar inglés”.

                           

El incidente llegó hasta los oídos del alcalde de la ciudad, Bill De Blasio, quien criticó al abogado y recordó que uno de los principales atractivos de Nueva York es su diversidad. Todo el escándalo ha servido para que Schlossberg empiece a vivir momentos muy incómodos, puesto que hasta ahora el dueño del edificio donde tenía su despacho canceló el contrato de alquiler; y el pasado viernes, un grupo de personas se reunió frente a su casa para ver tocar a una banda de mariachis como forma de protesta.

Tras todos estos problemas, el abogado ha lanzado un comunicado asegurando que en el vídeo no vemos a “su verdadero yo” y pide disculpa por los insultos. A través de su Twitter dice que “lamenta profundamente” lo que ha ocurrido y expresa que “yo no soy racista”.

En el breve comunicado no rechaza todo lo que dijo, pero sí reconoce que tuvo una conducta inapropiada. “El verme a mí mismo en internet me abrió los ojos”, señala, “La forma como me expresé es inaceptable y esa no es la persona que soy yo”.

Veo que mis palabras y acciones lastimaron a personas y lo lamento profundamente”, continua. Asimismo aclara que una de las principales razones de por qué se mudó hasta Nueva York es por su diversidad y que adora a su país.

 

Pero lejos de calmar las aguas, muchos han quedado descontentos. Tanto Adriano Espaillat, diputado demócrata de Nueva York, como Rubén Díaz Jr., presidente del distrito del Bronx, han presentado una querella en el Sistema Judicial Unificado del Estado de Nueva York contra el abogado por su comportamiento.

Para Espaillar, la disculpa de era “demasiado pequeña” y llega “demasiado tarde”, según declaró para The New York Times. Además recuerda que esta no es la primera vez que Schlossberg muestra una conducta impropia contra los extranjeros, ya que por las redes se hicieron virales otros vídeos del letrado donde se le ve gritando y maldiciendo en una protesta de los que parecen ser afiliados al movimiento alt-right y llevando la famosa gorra “Haz a Estados Unidos grande otra vez”, de la campaña de Donald Trump. En otro vídeo aparece diciéndole “Feo y jodido extranjero” a un vloguero.

La conducta del abogado despierta las dudas por el sesgo que hay en EE UU sobre las personas que hablan español, donde algunos juzgan inequívocamente y creen que por esto no pueden ser ciudadanos de la nación. Tras el caso de Schlossberg, la Comisión de Derechos Humanos de Nueva York se presentó en el restaurante y dio una charla a los empleados para indicarles qué deben hacer en estos casos. @mundiario

El abogado racista de Nueva York se disculpa, aunque pocos le creen
Comentarios