Los 5 estrenos de cine destacados de la semana

El espejo de los otros.
El espejo de los otros.

Raúl Arévalo estrena su ópera prima, una historia de venganza muy potente. Por otro lado llega El Principito, excelente versión con una cuidada técnica de animación. Cine español, argentino y norteamericano conforman el conjunto de lo más destacado.

Los 5 estrenos de cine destacados de la semana

Esta semana el cine que viene de Argentina nos trae un fantástico drama con un toque de humor negro en donde el buceo en el alma de los personajes es la acción principal. Se trata de El espejo de los otros. Una única mesa en un curioso restaurante será el escenario de diversas historias. Detrás de un paredón derruido y de una puerta nada llamativa quedaron los restos de una catedral gótica cuyo altar es utilizado como escenario para una banda de jazz y donde antes estaba la sacristía funciona ahora la cocina de Cenáculo, el restaurante de Benito e Iris, propietarios del lugar. Cuatro historias y sus correspondiente personajes es lo que se le presenta al espectador. Desde una familia dispuesta a la traición y a la avaricia, una pareja que el tiempo no pudo hacer olvidar su antiguo amor hasta un trío de mujeres que necesitan del afecto y la comprensión con todo el deseo de sus pobres corazones.

Cenáculo ofrece cada noche la “última cena” y quien acude no va solo a cenar, sino que sus vidas quedan transformadas. Amor, codicia, muerte, soledad… no recomendada para menores de 12 años.

El Principito es la adaptación del pequeño pero inmenso y eterno libro de Antoine de Saint-Exupéry. A priori el trabajo no es sencillo pues se trata de una obra literaria encumbrada, siempre citada y aplaudida año tras año. Una historia que se centra en un mensaje: la importancia de no perder la imaginación, de salirse a veces de las férreas normas sociales, de ver no solo con los ojos, sino también con el corazón, como un niño, como El Principito.

La película que dirige Mark Osborne, el director de 'Kung Fu Panda' (2008), parece haber conseguido llevar la esencia del libro a la gran pantalla y parte del éxito está en el uso de la animación: 3D mezclado con stop motion; personajes hechos con papel maché y grabados fotograma a fotograma. Según palabras de su propio director, con el uso de estas dos tecnicas quería refejar "la frontera y el choque entre el mundo real y el de la imaginación, entre la mirada infantil y la de los adultos.”

Recomendada para todos los públicos.

Gernika no es solo la historia del famoso bombardeo sobre esta región de Vizcaya, un ataque aéreo realizado el 26 de abril de 1937 en el transcurso de la Guerra Civil Española, por parte de la Legión Cóndor alemana y la Aviación Legionaria italiana, que combatían en favor de los sublevados contra el gobierno de la Segunda República Española. También es, y sobre todo es esto, la historia de amor entre Henry, famoso corresponsal de prensa en horas bajas, y Teresa, idealista editora/censora en la oficina de prensa de la República. Un romance observado con celos por Vasyl, comisario político soviético y jefe de la muchacha.

El director español Koldo Serra se enfrenta a su segundo largometraje con un guión de Barney Cohen (escritor del guión de ‘Viernes 13: el último capítulo’ (1984); y más solicitado para películas directas al mercado televisivo). La historia se centra en el drama íntimo formado por el trío amoroso más que en el drama bélico, un trío donde ella es María Valverde unas de las grandes jóvenes estrellas de cine español. "Lo que no quería era hacer otra película sobre la Guerra Civil, con esa estética tan reconocible, ni otra historia sobre el bando republicano”, afirma el director en unas declaraciones a Fotogramas. “Esta es una historia de montañas y cielos azules reales, y con unos personajes que hemos procurado que funcionaran […] Por supuesto, el espectador que vaya al cine buscará el famoso bombardeo, y ahí está en los 22 minutos finales. Y se sentirá dentro de él.”, cuenta Koldo Serra.

Gernika no está recomendada a menores de dieciséis años.

Juego de armas cuenta una historia real que parece sacada de la la ficción más surrealista. Efraim Diveroli (Jonah Hill) y David Packouz (Miles Teller) se dedican a comerciar con armas a través de Internet. Un día logran un contrato de 300 millones de dólares del Pentágono, que les encarga la misión de suministrar armas a los aliados americanos del ejército afgano y las cosas comenzarán a complicarse.

"La guerra es un negocio y quien piense lo contrario es un ignorante o un imbécil”, es una de las frases del film que pronuncias los protagonistas, unos cínicos profesionales. 

Sátira política no recomendada a menores de dieciséis años.

Por último tenemos Tarde para la ira, la ópera prima de uno de los grandes actores españoles: Raúl Arévalo. La historia: Madrid, Agosto de 2007. Curro entra en prisión tras participar en el atraco de una joyería. Ocho años después sale de prisión con ganas de emprender una nueva vida junto a su familia, pero se encontrará con una situación inesperada y a un desconocido: José, que le llevará a emprender un extraño viaje donde juntos se enfrentarán a fantasmas del pasado y se hundirán en el abismo de la venganza.

El estreno como director de Arévalo ha cosechado buenas críticas y este thriller de venganza ya puede hacerle sentir orgulloso al madrileño que se empeñó en rodar en Súper 16 mm y no paró hasta convencer a su productora de que este formato en desuso merecía la pena, aunque encareciera el presupuesto, pues obligaba a enviar el material en avión cada día a Rumanía para revelarlo.

Otros estrenos de la semana son Sparrows (Gorriones) un drama de triple nacionalidad: croata, danés e islandés, en la que se muestra la difícil relación de un adolescente con su padre y sus amigos de la infancia; Masaan, otro drama, esta vez de la India, en donde dos jóvenes amantes son despojados de su derecho de ser libres.

Los 5 estrenos de cine destacados de la semana
Comentarios