La fiscalía se opone a que el ex gobernador del Banco de España declare como imputado en el caso Bankia

Miguel Ángel Fernández Ordoñez. / RTVE
Miguel Ángel Fernández Ordoñez. / RTVE

La acusación popular, ejercida por Andrés Herzog, exlíder de UPYD, ha vuelto a solicitar la imputación de Miguel Ángel Fernández Ordoñez, gobernador del Banco de España en el momento de los hechos - la salida a bolsa de Bankia - y del que fuera presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Julio Segura.

La fiscalía se opone a que el ex gobernador del Banco de España declare como imputado en el caso Bankia

La acusación popular, ejercida por Andrés Herzog, exlíder de UPYD, ha vuelto a solicitar la imputación de Miguel Ángel Fernández Ordoñez, gobernador del Banco de España en el momento de los hechos - la salida a bolsa de Bankia - y del que fuera presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Julio Segura, entre una lista de ocho personas, después de que el Banco de España se viera obligado a incorporar unos correos electrónicos que demostrarían el conocimiento que el órgano supervisor tenía de la verdadera situación financiera de la entidad.

En el escrito remitido por Anticorrupción al juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, la fiscalía se opone a que los máximos responsables de supervisar la salida a bolsa de Bankia declaren como imputados. El fiscal, Alejandro Luzón, se opone porque considera que la información incluída en los correos no aporta nada nuevo para demostrar la presunta falsificación de las cuentas para salir a bolsa, tal y como señalan los peritos judiciales del caso.

Muy al contrario, el abogado Herzog, que representa a la Conferderación Intersindical de Crédito, afirma que los cuatro correos electrónicos escritos por el jefe de Inspección del Banco de España, José Antonio Casaus, en 2011, acreditan que MAFO y Segura contaron con relevante información que no sólo desaconsejaba la Oferta Pública de Suscripción, sino que reiteradamente expresa y advierte sobre la inviabilidad de la estructura diseñada para la salida a bolsa y sobre el importante quebranto patrimonial que se iba a causar a preferentistas y accionistas.

Los cuatro correos están datados dos meses antes de la salida a bolsa de Bankia. En ellos, el inspector del Banco de España advertía a sus superiores de que la entidad tenía “muy graves y crecientes problemas de rentabilidad” y añade que o se practicaban reformas o se terminaría produciendo un quebranto al contribuyente, como así fue, con 23.500 millones de euros del rescate de Bankia con dinero público.

Ahora corresponde al juez Andreu decidir si llama a declarar a MAFO y a Segura.

@EgeaPilar

La fiscalía se opone a que el ex gobernador del Banco de España declare como imputado en el caso Bankia
Comentarios