Audi y Volkswagen pelean por electrificar o no el R8

Ejemplar del Audi R8.
Ejemplar del Audi R8.

La matriz y la filial no se terminan de poner de acuerdo en este proyecto, que de concretarse la electrificación se dispararía el precio.

Audi y Volkswagen pelean por electrificar o no el R8

Audi se debate entre mantener o cambiar el V10 atmosférico para la siguiente generación de su R8. La cúpula de la empresa prefiere la opción de mantenerla, pero las normas europeas y los altos mandos de Volkswagen, su matriz, prefieren la opción de cambiarlo a un coche eléctrico.

Los fabricantes deben conseguir que los clientes adquieran coches eléctricos a fin de cumplir con los objetivos de la Comisión Europea para la protección ambiental, que en el caso de los coches indica que cada marca deben llegar como medio a los 95 gramos por kilómetro de dióxido de carbono emitido. Para eso, las fabricantes pueden o lanzar coches a precios accesibles, como han hecho Peugeot y Opel, o proponer vehículos de nicho, los cuales abran un amplio margen para poder cubrir los gastos de modelos a precios más bajos, como ha hecho la firma de los anillos con el SUV e-tron, el futuro Audi TT y el e-tron GT, explica el sitio espcializado Motor Pasión.

Estos coches de nicho ayudan a democratizar la imagen de las marcas, ponen el foco en la movilidad eléctrica y crean altas expectativas para luego proponer coches a precios más bajos, como pasa con el Audi Q4 así como el futuro hatchback eléctrico de la fabricante que hará en una plataforma compartida con Volkswagen y SEAT. Es una estrategia que hasta ahora ha dado resultados que han funcionado y bastante a Tesla con sus Model S y X para luego empezar a fabricar y vender su Model 3.

En el caso de Audi, que tiene ya a la venta su R8 como modelo estrella, todo parece indicar que la generación venidera será 100% eléctrica. No obstante, Olvier Hoffman, jefe de Audi Sport, dijo a Autocar que espera mantener un V10 atmosférico para el siguiente coche de esta familia.

A día de hoy, el R8 y el Huracán de Lamborghini tienen la misma plataforma y bloque V10, como ya lo hicieron en su momento el mismo R8 y el Gallardo, también de la firma italiana. La inversión en I+D y en el desarrollo de Lamborghini es posible porque la comparte con la empresa de los cuatro aros. En otras palabras, sin uno, no existen los otros.

El dilema para la fabricante alemana es que Lamborghini no puede simplemente desprenderse del V10 atmosférico, o no en el mediano plazo cuando menos. Sí deberán electrificarse tarde o temprano, pero tampoco lo harán al 100%. Esto representa una plataforma nueva para el R8 que pueda albergar un V10 al tiempo un completo grupo motriz eléctrico, que incluiría los motores y las baterías.

Si al final sucede todo esto, se abriría automáticamente una puerta a versiones especiales y limitadas del futuro R8 con el V10 híbrido de Lamborghini, explica el sitio Motor Pasión. Estos coches, eso sí, tendrían un precio muchísimo más elevado. @mundiario

Audi y Volkswagen pelean por electrificar o no el R8
Comentarios