Juan Carlos encuentra la felicidad con la afortunada Marta Gayá

Juan Carlos, con Marta Gayá y Corinna zu Sayn-Wittgenstein. / Mundiario
Juan Carlos, con Marta Gayá y Corinna zu Sayn-Wittgenstein. / Mundiario

Corinna zu Sayn-Wittgenstein parece ser ya historia en la vida personal del rey emérito Juan Carlos, que ahora se deja ver con Marta Gayá, con quien se le relaciona desde hace años.

Juan Carlos encuentra la felicidad con la afortunada Marta Gayá

La prensa del corazón coincide: Juan Carlos encontró la felicidad con la afortunada Marta Gayá, una empresaria mallorquina con casas en media Europa. Corinna zu Sayn-Wittgenstein parece ser ya historia en la vida personal del rey emérito Juan Carlos, que ahora se deja ver con Marta Gayá, con quien se le relaciona desde hace años. Su última foto juntos fue tomada en Irlanda.

Hace ya tiempo que el entonces Rey de España fue pinchado, y de aquel pinchazo, se desprendía que Marta Gayá, fue su favorita: "Nunca he sido tan feliz", le revelaba a un amigo en otoño de 1990.

Durante más de 15 años el rey emérito y Marta Gayá mantuvieron una discreta pero sólida relación que no escondían pero de la que no hacían alarde

Una vez separada, Marta Gayá vivía entre Palma y Madrid y compartía con Juan Carlos aficiones como la vela y el esquí. Su relación fue intermitente pero, una vez apartado de Corinna zu Sayn-Wittgenstein, todo parece indicar que su amistad con Marta Gayá se consolida. Según el diario El País, durante más de 15 años el rey emérito y Marta Gayá mantuvieron una discreta pero sólida relación que no escondían pero de la que no hacían alarde.

Juan Carlos alterna ahora viajes al extranjero con visitas a San Sebastián y a Sanxenxo (Pontevedra) para regatear. El padre del rey Felipe VI también ha viajado este verano a Irlanda acompañado de un grupo de amigos entre los que se encontraba Marta Gayá. A día de hoy, su relación con la reina Sofía es más institucional que personal.

Juan Carlos encuentra la felicidad con la afortunada Marta Gayá
Comentarios