Montar una acera en un municipio semirrural como Cambre se multa con 200 euros

Oscar García Patiño. / UXC
Oscar García Patiño, alcalde de Cambre (A Coruña). / UXC

La sanción contrasta, por ejemplo, con la decisión del Ministerio de Fomento de multar con 1.200 euros a Abertis por el caos que atrapó a miles de vehículos en la AP-6 las pasadas navidades. 200 euros es casi un tercio de un salario mínimo.

Montar una acera en un municipio semirrural como Cambre se multa con 200 euros

Cambre, un municipio semirrural de la provincia de A Coruña, impone sanciones de 200 euros –casi un tercio de un salario mínimo– por montar una acera, allí donde existen. El salario mínimo interprofesional (SMI) para 2018 está fijado en 735,9 euros al mes, teniendo en cuenta que en España se acostumbra a publicar el SMI dividido en 14 pagas anuales.

Para garantizar los cobros de multas tan desproporcionadas, el Ayuntamiento de Cambre cuenta con el apoyo de la Diputación Provincial, presidida por el socialista Valentín González Formoso.

Semejante sanción por subirse a una acera en un territorio semirrural de transición entre el campo y la ciudad contrasta, por ejemplo, con la decisión del Ministerio de Fomento de multar con 1.200 euros a Abertis por el caos que atrapó a miles de vehículos en la AP-6 las pasadas navidades. Abertis, la empresa concesionaria, cerró 2017 con 897 millones de euros de beneficio.

El alcalde de Cambre es Oscar García Patiño, un antiguo socialista que ahora abandera un partido local llamado Unión por Cambre. En su opinión, "cabe destacar" el punto estratégico que representa esta localidad para "actividades empresariales, que junto a los medios técnicos y humanos, infraestructuras y ayudas locales, hacen de ella un rentable centro de negocios". "Lo dirá pensando en sus propias arcas", ironiza un vecino de la localidad.

Según manifestaron a la edición GALICIA de MUNDIARIO vecinos de Cambre, es habitual que la Policía Local se dedique a multar a automovilistas que acuden a ciertos puntos urbanos de este municipio semirrural. Para ello, aprovechan especialmente el impacto de una pequeña tienda de El Corte Inglés abierta durante la mayor parte del día y a la que acude gente a realizar compras rápidas. A falta de parking, los conductores buscan cualquier acomodo, circunstancia que los policías locales aprovechan para ponerse las botas a 200 euros por conductor.

Los policías son especialmente activos en festivos y fines de semana, lo que presupone una cuidada planificación de sus turnos por parte del consistorio que preside Oscar García Patiño.

Cambre se caracteriza por un urbanismo salvaje que mezcla su paisaje rural con zonas de alta densidad de población al lado de la carretera. Para el alcalde Oscar García Patiño, este fenómeno se ha convertido en una buena fórmula de recaudar más. @mundiario

Montar una acera en un municipio semirrural como Cambre se multa con 200 euros
Comentarios