Sin botellón en los Jardines de Méndez Núñez en la primera noche de la prohibición

Agentes de la Policía Local en los jardines de Méndez Núñez. / Radio Coruña
Agentes de la Policía Local en los jardines de Méndez Núñez. / Radio Coruña

El 092 precinta precinta la zona de diez de la noche a ocho, tras ser declarada Zona de Especial Protección. Este pulmón verde en pleno centro de A Coruña ha sido escenario de innumerables macrobotellones. En esta ocasión, los Jardines de Méndez Núñez han permanecido tranquilos y limpios.

Sin botellón en los Jardines de Méndez Núñez en la primera noche de la prohibición

Ha transcurrido la primera noche desde que el Concello de A Coruña ha prohibido hacer botellón en los Jardines de Méndez Núñez. Poco después de las diez de la noche, hora en la que entró en vigor la Declaración de Zona de Especial Protección, la policía local precintó todo el perímetro de los Jardines. Ni rastro de jóvenes por allí, al menos durante los primeros compases de la aplicación de esta medida de la Ordenanza Municipal de Convivencia Ciudadana. Algunos chicos y chicas que admiten haber hecho botellón allí hablaban anoche del tema ante los micrófonos de Radio Coruña Cadena SER.

Un dispositivo especial del 092 ha vigilado por el cumplimiento de la orden de no beber en Méndez Núñez, entre las diez de la noche y las ocho de la mañana. Carteles colocados en algunas de las farolas informan de que los Jardines se han convertido en Zona de Especial Protección. Una declaración que supone que son espacio libre de ruidos, libre de residuos y espacio rico en diversidad biológica. Todo ello al amparo del Artículo 3 de la Ordenanza de Convivencia Ciudadana, según informan Isabel Bravo y Elena López en Radio Coruña, de la Cadena Ser.

Con esta medida, el gobierno local del PSOE, presidido por Inés Rey, dice que busca proteger el patrimonio histórico y ambiental de esta zona y velar por la salud pública, en especial de los jóvenes que se reúnen para hacer botellón. Este pulmón verde en pleno centro de la ciudad ha sido escenario de innumerables macrobotellones. En esta ocasión, han permanecido tranquilos y limpios. Habrá que ver si la situación se mantiene así en el tiempo y si el botellón se traslada a otros puntos de la ciudad.

La declaración está publicada en el Boletín Oficial de la Provincia. La publicación delimita el espacio en el que se impedirá la concentración de personas que va desde la calle Sánchez Bregua, pasando por Cantón Grande, Cantón Pequeno, Alcalde Manuel Casas hasta La Marina, incluyendo la Avenida Porto. Una zona en la que han quedado prohibidas las concentraciones en horario de descanso nocturno, entre las diez de la noche y las ocho de la mañana.

La medida puesta en marcha por la concejalía de Medio Ambiente queda sometida a posibles revisiones y está abierto un plazo de dos meses para alegaciones por la vía de lo contencioso-administrativo.

Otras áreas de la ciudad han conseguido ganar la batalla al botellón tras ser declaradas Zonas de Especial Protección, entre ellas las plazas del Humor, Santa Catalina, Cormelana y Africano, en Pescadería, y la de Azcárraga, en la Ciudad Vieja. @mundiario

Sin botellón en los Jardines de Méndez Núñez en la primera noche de la prohibición
Comentarios