Seis datos curiosos de Warren Buffett, el gurú de las inversiones en Bolsa

Warren Buffett.
Warren Buffett.

Es hijo de un exmiembro del Partido Republicano y compró sus primeros títulos gracias a los ahorros que juntó trabajando para un prestigioso medio de comunicación.

Seis datos curiosos de Warren Buffett, el gurú de las inversiones en Bolsa

Warren Edward Buffett nació el 30 de agosto de 1930 en Omaha, Nebraska, uno de los estados que componen a los Estados Unidos. Es uno de los inversores más famosos del mundo, sino el más famoso en realidad. Buffett ha amasado una gran fortuna gracias a sus acertadas inversiones en Bolsa, actividad que empezó cuando tenía apenas 11 años. A continuación, seis curiosidades de este gurú de los negocios:

1. Sus primeros ahorros: a la familia de Warren probablemente no le hacía falta nada pues su padre era un respetado integrante del Partido Republicano, quien incluso llegó a tener un escaño en la Cámara de Representantes en 1937, por lo que su familia debió mudarse a Washington. Ahí, el pequeño Warren consiguió su primer trabajo como repartidor para el periódico The Washington Post. Su disciplina y rendimiento lo llevaron a tomar las rutas más importantes en la ciudad. Ahorró sus sueldos de este trabajo y luego lo uso para sus primeras inversiones.

2. Berkshire Hathaway: Buffett es dueño de este holding integrado por hasta 70 empresas. Su comunicación con los CEO de la misma es escueta, pues no hace más que mandarles una carta por año, pues asegura que siempre y cuando cumplan sus objetivos no tiene por qué hostigarlos con llamadas, reuniones ni nada. Eso sí, nadie se olvida para nada de las dos reglas de la empresa: no perder ni un centavo de los accionistas, y nunca olvidar que no se puede perder ni un centavo de los accionistas.

3. Su discreto estilo de vida: pese a tener más dinero del que cualquiera pueda imaginar, lo cierto es que a este hombre no le gusta la ostentación. Vive en una pequeña casa en Omaha, la cual compró hace más de 50 años, justo después de casarse. Le gusta manejar su propio auto a todas partes, no tiene guardaespaldas y nunca viaja en jets, pese a que es dueño de la empresa de jets privados más grande del planeta.

4. Rica herencia: este multimillonario ha repartido su fortuna a varios destinatarios. La mayor tajada, un total del 85%, lo donó a la fundación de Bill y Melinda Gates, quienes son sus amigos personales. Para hacerse una idea, esa fortuna sube casi hasta los 60 mil millones de dólares, por lo que fue nada menos que la mayor donación individual en la historia de Estados Unidos.

5. Fanático de la comida chatarra: sí, Buffett podría comer en los restaurantes más lujosos del mundo, pero a cambio prefiere comer hamburguesas, pizza y cualquier manjar de comida rápida o chatarra. Su entorno más cercano asegura que es un fanático de la Coca-Cola y que es muy raro que tome agua.

6. Atrincherado: como ya ha quedado claro, Buffett no es un hombre de excesos. No tiene celular personal ni tampoco un ordenador para motivos que no sean de trabajo. La leyenda cuenta que en su tiempo libre le gusta quedarse en su casa viendo películas en su televisión, en la comodidad de su casa en Omaha.

 
> MUNDIARIO te ofrece suscribirte a otros análisis de Economía.

 

Seis datos curiosos de Warren Buffett, el gurú de las inversiones en Bolsa
Comentarios