Un proyecto comprometido

Jugadores del Atlético de Madrid celebran la victoria frente al Villarreal. / @Atleti
Jugadores del Atlético de Madrid celebran la victoria frente al Villarreal. / @Atleti
Los planes de futuro del Atlético de Madrid pasan por clasificarse para la próxima Champions.

El gol de Saul, este lunes en el Estadio de la Cerámica en el minuto 87, se celebró en el banquillo atlético como si fuese un título, ya que este tanto les devolvía la cuarta posición en liga. Este cuarto lugar en el campeonato de la regularidad da acceso a una Champions que es indispensable para los ingresos y objetivos del club.

Victoria fuera de casa. El Atlético de Madrid por fin dejó de salir de vacaciones en cada partido lejos del Civitas Metropolitano. Y es que los colchoneros no ganaban a domicilio desde el 22 de enero, donde vencieron por la mínima al Granada (0-1) en Los Cármenes. Pese a no merecer ganar con rotundidad, los de Simeone volvieron a la tan necesitada senda de la victoria fuera de casa ante un Villarreal muy errático. De esta manera recuperan la cuarta posición gracias a la derrota de un Athletic de Bilbao que está pensando más en la final de Copa del Rey de este sábado que en otra cosa.

Plantilla y presupuesto. Nadie esperaba la gran irrupción del Girona, pero aun así el Atlético vuelve a estar otra temporada más muy lejos de Real Madrid y Barcelona. Con la tercera mejor plantilla de la liga, a años luz del resto de los equipos restantes y con el entrenador mejor pagado del mundo, es intolerable para los colchoneros no ver a su equipo competir por títulos. Los cuartos de final de la Champions son la única nota positiva para una temporada que, si no se encauza con la cuarta posición, puede traer muchas consecuencias negativas para el conjunto colchonero.

Fuera de la Supercopa. Recordemos que el año pasado el Atlético de Madrid tampoco tenía acceso a la Final Four de la Supercopa de España, pero el título copero del Real Madrid otorgaba un plaza al tercero de liga. Este año los de Diego Pablo Simeone vuelven a estar por debajo del nivel esperado y esta vez, si no le remontan 9 puntos al Barcelona y 7 al Girona, verán la Supercopa de 2025 desde el sofá y con los bolsillos vacíos.

Morata y Saúl celebran el segundo gol del Atleti. / @Atleti
Morata y Saúl celebran el segundo gol del Atleti. / @Atleti

Vital. Sin el pellizco económico de la Supercopa, los atléticos ponen su objetivo en una cuarta plaza que se antoja complicada debido al calendario. Girona, Athletic, Celta y Osasuna tendrán que ir al Metropolitano mientras que las salidas de los colchoneros serán Alavés, Mallorca, Getafe y Real Sociedad. Todo esto con el aliento del Athletic de Bilbao en el cogote y con los cuartos de Liga de Campeones a la vuelta de la esquina.

Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid./ Atleticomadrid.com
Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid./ Atleticomadrid.com

Tan solo dos puntos separan a Atlético y Athletic en la lucha por la cuarta plaza. Mientras que para los leones puede ser un sueño volver a la máxima competición europea, no estarlo para los rojiblancos puede ser una debacle económica y deportiva difícil de digerir y gestionar. @mundiario

Comentarios