Toda una odisea: el drama de los 15 leones atrapados en la guerra de Sudán

Uno de los leones rescatados. / RR SS.
Uno de los leones rescatados. / RR SS.
Four Paws logra poner a salvo en Suráfrica a un grupo de animales después de sacarlos de la capital Jartum y tener que volver a por ellos por una extensión del conflicto.
Toda una odisea: el drama de los 15 leones atrapados en la guerra de Sudán

La cruenta guerra civil que asola Sudán no solo ha dejado un rastro de muerte y desolación entre los seres humanos, sino que también ha afectado gravemente a los animales, que se han visto atrapados en el fuego cruzado de la violencia. En medio de este escenario desgarrador, la organización de bienestar animal Four Paws, con sede en Viena (Austria), se ha erigido como un faro de esperanza al emprender una audaz misión de rescate en Jartum, la capital del país.

La solicitud de auxilio proveniente de un refugio de especies silvestres en Jartum sumía a los voluntarios en una carrera contrarreloj, mientras la guerra arreciaba en las calles de la ciudad. Tras meses de negociaciones y trámites burocráticos con las partes enfrentadas, finalmente se obtuvieron los permisos necesarios para llevar a cabo la operación de rescate. Sin embargo, el tiempo perdido tuvo un alto costo, pues la mayoría de los animales del refugio ya habían perecido a causa de la enfermedad, la sed y el hambre, e incluso se reportaron casos de canibalismo entre ellos.

El equipo liderado por el veterinario Amir Khalil se enfrentó a múltiples obstáculos durante el rescate, desde la escasez de suministros básicos hasta la inseguridad del terreno, atravesando zonas controladas por grupos criminales y enfrentándose a emboscadas en el camino. A pesar de las adversidades, lograron evacuar a casi 50 animales, incluyendo leones, hienas y otras especies, y trasladarlos a lugares seguros en Gezira y Gedaref, con la ayuda de funcionarios sudaneses.

Un enfoque diferente

La precaria situación política y la inestabilidad en Sudán obligaron al equipo de Four Paws a repetir la hazaña apenas unos meses después, rescatando nuevamente a los animales que habían sido trasladados anteriormente. Esta vez, optaron por un enfoque diferente, evitando las áreas de mayor riesgo y garantizando la seguridad de los animales durante el traslado.

A pesar de las dificultades, el esfuerzo y la dedicación del equipo de rescate permitieron salvar la vida de estos indefensos animales, brindándoles una segunda oportunidad en santuarios de vida silvestre en Jordania y Sudáfrica. @mundiario

Comentarios