Se oficializaron las elecciones farmacéuticas bonaerenses: lo bueno, lo malo y el colectivo

La Lista 1 es la oficial encabezada por la actual presidenta Isabel Reinoso y las otras dos son de la oposición: la 2 de Néstor Caprov y la 3 de Silvina Melitón.
La Lista 1 es la oficial encabezada por la actual Presidente Isabel Reinoso y las otras dos son la oposición (Lista 2 por el Farm. Néstor Caprov y la 3 por Silvina Melitón).

En Argentina se hicieron públicas las listas para la elección farmacéutica bonaerense. Ahora, los otros, esperamos que prime la cordura, las buenas intenciones y el mirar por afianzar lo institucional.

Se oficializaron las elecciones farmacéuticas bonaerenses: lo bueno, lo malo y el colectivo

En Argentina se hicieron públicas las listas para la elección farmacéutica bonaerense. Ahora, los otros, esperamos que prime la cordura, las buenas intenciones y el mirar por afianzar lo institucional.

En esta oportunidad le daré continuidad al artículo  "En las relaciones humanas es corriente, y hasta resulta fatidico, el acto de las etiquetas"  en el que mencionaba que constantemente se califica a una persona haciendo referencia a su ideología, forma de comportarse o de ser, intentando identificarla en su entorno social. Si en estos contextos hacemos una simple observación veremos que el egocentrismo, repleto de mezquindad, puede más que resolver las carencias de la ciudadanía; incluso se llega al extremo, quizás por ignorancia, incapacidad y/o malas intenciones, de etiquetar a un determinado personaje “¡es que tiene intereses personales o realiza política!”, como si ambos fueran hechos sumamente condenables.

A su vez, destacaba que cuando existen determinaciones que rozan nuestra vida en comunidad, y por el simple hecho de que somos seres sociales, existirán las divergencias que se pondrán de manifiesto en distintas formas. Es aquí en este punto donde precisamente las formas hacen esa pequeña, pero gran diferencia, que nos caracteriza como sociedad (haciendo referencia a que mostraremos toda la miseria humana o de algún modo demostraremos el nivel de educación adquirido).

Como cada acto tiene que ver con el todo de nuestro ser ponía énfasis en una frase del gran estratega Napoleón Bonaparte “cada uno de los movimientos de todos los individuos se realizan por tres únicas razones: por honor, por dinero o por amor.

Ahora, si nos Introdujéramos en el ser político que somos podremos detectar, sobre todo en este período eleccionario que se aproxima, que muchos dirigentes se muestran muy activos, amables, predispuestos y propensos a decir que “si” a toda propuesta, del vamos charlatanes de salón. Si los analizamos, hasta diría muy superficialmente, notaremos que no cumplen con acciones que resultan esenciales, y hasta básicas, propias de un simple razonamiento, por no decir vitales para lograr un desarrollo sostenible y sustentable de una comunidad o profesión.

En cuanto a esta última aseveración, y si nos centramos en las ciencias farmacéuticas, podríamos considerar algunos ítems que son parte de una política sanitaria en beneficio del colectivo y de un sistema saludable, a saber:

> proteger el derecho a la salud comenzando por priorizar el medicamento en manos del farmacéutico, y no por fuera de la farmacia que como todos sabemos genera más problemas que soluciones;

> impedir el accionar perverso de las cadeneras, como Farmacity, cuya intención primordial es cambiar la legislación existente con el fin de favorecer que la propiedad de la farmacia pueda ser de Sociedades Anónimas sin necesidad de un farmacéutico, así como reemplazarlo por una góndola estimulando lo que se da en llamar la Farmacia shopping que está muy alejada de priorizar al paciente y más cerca de intentar ganancias extraordinarias a costa de una necesidad. Además, pretenden quitar la densidad poblacional y los trescientos metros de distancia entre una y otra botica. Estos anhelos de Farmacity buscan la superpoblación de farmacias con el solo objeto de destruir el esencial rol sanitario que brindan a la comunidad;

> teniendo en cuenta el contexto económico/financiero que vive la Argentina deberían darle continuidad al planteo de lograr una disminución de los plazos de pago y la bonificación logrera de la Industria, mejorando sustancialmente las condiciones del convenio con PAMI. Con estas acciones se terminará fortaleciendo un modelo que nos otorgue mayor rentabilidad y sustentabilidad. En cuanto a esta arista, y está demás expresarlo, deberán mantener las mismas condiciones en todos los puntos de la provincia (hago hincapié en que no se termine por bajar las condiciones del conurbano a contraprestación de elevarlas en el interior, lo que terminaría por perjudicar o precarizar aún más el servicio que se presta en las localidades alejadas de las grandes urbes que redundará en una red cada vez más deficiente);

> disminuir la carga administrativa, lo que aliviará la tarea cotidiana de la farmacia, con el fin de permitir al profesional dedicarse a realizar una mayor “Atención Farmacéutica” del paciente, etc.

Como es de público conocimiento, a partir de los primeros días de este mes de abril, se oficializaron las listas propuestas para las próximas elecciones, a realizarse durante todo el mes de Julio, y cuyos integrantes aspiran a dirigir la entidad farmacéutica bonaerense más importante de la Argentina. La Lista 1 es la oficial encabezada por la actual Presidente Isabel Reinoso y las otras dos son la oposición (Lista 2 por el Farmacéutico Néstor Caprov y la 3 por Silvina Melitón).

De la actual presidente, Isabel Reinoso, destaco lo que en alguna entrevista ha puntualizado, y que habla de sus buenas intenciones, “quizás yo no sea la mejor presidente que ha tenido este Colegio, pero jamás entregué la profesión” refiriéndose algunos personajes que con ansias de poder juegan un papel perverso al ser lobistas de la Industria en desmedro de los farmacéuticos.  

En Argentina se hicieron públicas las listas para la elección farmacéutica bonaerense.
Todos somos profesionales...
Como para cerrar el tema, y a modo de deseo corporativo, considero que deben recordar que todos somos profesionales cuyo intelecto no debe ser depreciado o devaluado, en donde esperamos que prime la cordura, las buenas intenciones, el mirar por nuestro mejoramiento institucional sin caer en la demagogia destructiva, y que fundamentalmente trabajen sin ansias desmedidas de protagonismo y/o ambiciones velando por el colectivo y no por un determinado sector. Por lo que sería interesante que no lleguemos a la triste conclusión que sus acciones no escapan a otras realidades y que son más de lo mismo de las viejas políticas (recuerden que las acciones hablan más que las palabras y las formas muestran las miserias humanas en todo su esplendor -nivel de educación adquirida, malas intenciones, egocentrismo y/o mezquindad, entre otras-). Es decir, nosotros, los otros, esperamos no solo lo expresado ut supra sino que sostengan lo que se ha legislado, por que sin esta no tendremos ni las farmacias de los farmacéuticos.

 

Se oficializaron las elecciones farmacéuticas bonaerenses: lo bueno, lo malo y el colectivo
Comentarios