Buscar

MUNDIARIO

Las cosas no van bien en EE UU

En Europa han estado más centrados en España e Italia, pero EE UU se ha convertido en el país con más casos de contagio casi de manera silenciosa, sin que las autoridades evaluaran correctamente las dimensiones de la pandemia.
Las cosas no van bien en EE UU
Nueva York. / Pexels.
Nueva York. / Pexels.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

La autora, VALERIA M. RIVERA ROSAS, escribe en MUNDIARIO, donde fue coordinadora general. Es licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. @mundiario

EE UU enfrentará sus semanas más duras ante la continuidad de la pandemia del coronavirus que ya afecta a 312.000 personas en ese país. La nación se convirtió en el país con más contagios en todo el mundo de manera silenciosa, casi sin que fuera percibido. 

Desde el principio Donald Trump le quitó hierro al asunto hasta que el virus golpeó con fuerza a Europa, concretamente a España e Italia, donde los casos de contagiados y muertos sobrepasaron las estimaciones. Entonces Trump recurrió a su política habitual y cerró fronteras, pero no fue suficiente para evitar que el virus escalara entre la población.

“Esta semana va a ser nuestro momento Pearl Harbor. Va a ser nuestro 11-S, el momento más duro y más triste de las vidas de muchos americanos”, advirtió el director general de Salud Pública, el general Jerome Adams, el domingo en varias entrevistas matutinas.

La Casa Blanca se ha preocupado por proteger la economía y dejar que cada Estado tome decisiones individuales de forma más gradual y lenta. Hasta ahora EE UU cuenta más de 9.000 muertos por el coronavirus, un dato que -aunque triste- es positivo si se compara con la gran cantidad de contagiados que hay.

Lo peor se lo ha llevado Nueva York, foco de la epidemia en el país, y donde se han registrado hasta 4.159 muertes. En el país estaban muriendo 500 personas al día y llegó a su peor cifra con 1.336 muertos en un día.

“Tenemos que entender que, si de verdad queremos aplanar la curva y ponernos por delante, todo el mundo debe hacer su parte. El 90% de los americanos lo está haciendo, incluso en los estados donde no tienen orden de quedarse en casa”, ha asegurado Adams. “Gobernadores, si no podéis darnos 30 días dadnos una semana, lo que podáis, para que vuestros hospitales no se colpasen”, dijo el director general de Salud Pública. 

EE UU es un país tan grande que el coronavirus está actuando de diversas maneras según la locación. Mientras que los expertos esperan que los contagios lleguen a su pico en Nueva York, Nueva Orleans o Detroit esta semana, también apuntan que lo peor puede estar por venir para Columbia, Virginia y Maryland.

El primer contagio en EE UU se registró al mismo tiempo que en Corea del Sur, en 66 días se tuvo constancia de los primeros 100.000 infectados, los siguientes 100.000 se contabilizaron en cinco días y la siguiente tanda en solo dos días. La diferencias entre ambas naciones fue que en Corea del Sur, no se dejó nada al azar y tomaron medidas inmediatas de protección y confinamiento. Nada de salir a las calles de paseo, cerraron negocios no esenciales y desplazaron el inicio de clases. En EE UU, la Administración de Trump solo ha dado recomendaciones. @mundiario