Los cinco datos curiosos de hoy: Kit Harrington, el aracnofóbico de GOT

Kit Harrington. / vulture.com
Kit Harrington. / vulture.com

El actor que da vida a Jon Snow en Game of Thrones le tiene pavor a las arañas y a los videojuegos. MUNDIARIO presenta cinco datos del británico.

Los cinco datos curiosos de hoy: Kit Harrington, el aracnofóbico de GOT

Christopher Catesby Harrington nació el 26 de diciembre de 1986 en Londres, Inglaterra. El actor, más conocido por su apodo "Kit" saltó a la fama gracias al papel de Jon Snow en la popular serie estadounidense Game of Thrones. A continuación, cinco datos que probablemente no conocías sobre este londinense:

1- La cita perfecta: lugar íntimo y un buen vino

Al actor no le va nada mal a la hora de las citas. Aparte de su físico, Harrington le gustan las citas íntimas y prefiere algo sencillo pero acogedor antes de los grandes lujos. "No debes parecer demasiado ansioso ni demasiado romántico, de lo contrario, parece que lo estás intentando demasiado. Sí creo que la primera cita debe ser íntima. Elegiría una buena cena en un lugar acogedor, sin demasiada gente y con un buen vino", admite.

2- Amante de las películas de terror

El género favorito del actor, para el cine, es el terror. Su película favorita es El Resplandor, de Stanley Kubrick. Otras cintas de las que es fanático son El Aro, Scream El Hombre de Mimbre. Es más, ha admitido en repetidas ocasiones que le gustaría actuar en un largometraje de este género.

3- Pavor a los videojuegos

A Kit no le gusta pasar su tiempo jugando en las consolas o los ordenadores. Él atribuye esto a que el único videojuego que intentó fue Doom, y le dejó un tanto traumado.

4- Sus fobias

Tiene de hecho tres fobias: las inyecciones, las arañas y volar. Las arañas le dan asco, las inyecciones le atemorizan aunque reconoce que ha ido perdiendo el miedo a ellas. Lo que sencillamente no puede tolerar de ninguna manera es volar. Cuando por cualquier razón le toca hacerlo, reconoce que toma una importante cantidad de alcohol a fin de poder lidiar con la experiencia.

5- No le gusta Twitter

Como a muchas celebridades, al actor británico no le gusta la idea de la red de los 140 caracteres. Sus dos principales razones es que no quiere emplear su tiempo libre en promocionarse, y que teme las repercusiones que los mensajes que publique en esta red puedan tener para su imagen en la sociedad. 

Los cinco datos curiosos de hoy: Kit Harrington, el aracnofóbico de GOT
Comentarios