Consigna “No somos asesinos" desata polémica entre animalistas y cazadores

Concentración contra la caza /http://askekintza.org
Concentración contra la caza /http://askekintza.org

“No somos asesinos, exigimos respeto”. Con esta consigna, miles de cazadores se manifestaron recientemente en España, aduciendo que son víctimas de persecución, insultos y amenazas por parte de animalistas.

Consigna “No somos asesinos" desata polémica entre animalistas y cazadores

Aunque es común que las calles sean tomadas por animalistas este hecho ha tomado por sorpresa a España y el mundo y ha generado gran revuelta entre las comunidades que defienden los derechos de los animales a tal punto de organizar contra marchas.

Según medios locales de Donostia alrededor de 10mil aficionados a la actividad cinegética fueron los que se lanzaron a las calles de varias ciudades, sin embargo las tomas cerradas de las fotografías han sido duramente señaladas por sus contrapartes aduciendo que el número era mucho más reducido.

Euskadin Ehiza Bai (Sí a la caza en Euskadi), rezaban las proclamas de cazadores de Araba y del Norte de Navarra y aunque el tono de la manifestación fue festivo fue en las diferentes redes sociales que se desató la guerra.

Miles de activistas pro animales demostraron su inconformidad ante tal lucha. Ambas posiciones radicales e inflexibles generaron debate y división en la defensa de sus derechos y los de terceros.

Los cazadores indican que las concentraciones fueron simultáneas en medio centenar de ciudades como respuesta al llamado de la Real Federación de Caza Española en defensa de esta actividad. Y según asociaciones de caza, ellos generan más de 300 millones de euros con los tributos por licencias, sin embargo las asociaciones animalistas, por su parte, aducen que el ingreso de dineros no excusa la muerte de ningún ser vivo.

Otras calles también tomadas por los cazadores fueron las de Castilla La Mancha, las solicitudes las mismas: respeto y un alto a lo que consideran agresiones e insultos innecesarios por parte de ecologistas, animalistas y las mismas administraciones públicas.  Presentan a la caza como la vía de dinamización económica de la ruralidad española.

En Donostia, el colectivo Askekintza convocó a una contramanifestación el domingo pasado, "por el derecho a la vida de los animales". Y de forma simultánea han comenzado las protestas contra la caza regulada en diversas comunidades pro Natura que expresan: “el derecho a vivir y no sufrir de los animales está por encima de la afición a la caza”.

¿De qué lado se encuentra usted? @mundiario

Consigna “No somos asesinos" desata polémica entre animalistas y cazadores
Comentarios