Argentina enfrenta una encrucijada a causa de la vacuna rusa

Rusia saca al mercado a su vacuna EpiVacCorona.
Vacuna rusa. / Archivo.
Cuando faltan pocos días para que el Gobierno argentino reciba las primeras dosis de la Sputnik V, recibe con sorpresa las afirmaciones del presidente Vladímir Putin que asegura que la vacuna no ha sido probada en mayores de 60 años.
Argentina enfrenta una encrucijada a causa de la vacuna rusa

Aunque el presidente argentino Alberto Fernández prometió que sería el primero en recibir la vacuna Sputnik V comprada en Rusia, las cosas apuntan a que no podrá ser. Con 61 años, el presidente enfrentaría todo un problema debido a que la vacuna rusa no ha sido probada en personas con esta franja de edad. El propio presidente Vladímir Putin ha sido quien ha revelado este aspecto desconocido de la vacuna rusa, una que de por sí generaba todo tipo de dudas debido a la poca información que ha ofrecido el Gobierno ruso.

Las cosas se encrudecen aún más cuando vemos que el Gobierno argentino se encuentra ultimando la compra de las primeras dosis de la Sputnik por medio de unos enviados especiales que se encuentran en Moscú. La declaración sorprendió a la propia delegación argentina que buscaba iniciar con la vacunación a finales de año justamente en personas con ese rango de edad, que son también quienes corren un mayor peligro.

El Ejecutivo por ahora mantiene la compra de la vacuna rusa, pero esta información descoloca por completo su plan inicial y se ha encontrado con fuertes críticas por parte de la oposición. “Lo consultamos nuevamente y lo venimos monitoreando. Los ensayos clínicos se analizan por grupo. Hasta ahora los datos analizados y la recomendación de utilización es hasta los 60 años. Y nos contaron que ya evaluaron en el comité independiente los mayores de 60 y lo elevaron al Ministerio de Salud”, ha dicho por su parte la secretaria de Acceso a la Salud de Argentina, Carla Vizzotti, a la cadena C5N. “Están terminando los últimos pasos para poder aprobar el uso de esta vacuna en mayores de 60 años. Es fundamental para el mundo y para nuestro país”, añadió. 

Putin afirmó que no ha recibido la vacuna rusa por ser demasiado mayor. “Los expertos nos dicen que las vacunas que entran en la circulación civil se indiquen a ciudadanos de una determinada edad; aún no han llegado a gente como yo”, afirmó el líder que tiene 68 años de edad. Soy una persona respetuosa de la ley, escucho las recomendaciones de los especialistas y por eso aún no me he vacunado, pero lo haré tan pronto como sea posible”.

La vacuna rusa ha sido probada en personas de entre 18 y 60 años de edad, por tanto, no puede ser utilizada en mayores de esta edad, ni enfermos crónicos y tampoco embarazadas. Aún así, el presidente ha detallado 28.500 personas se han puesto la Sputnik V y se encuentran perfectamente, mientras que aseguran que tiene una efectividad del 92%. @mundiario

Argentina enfrenta una encrucijada a causa de la vacuna rusa
Comentarios