Los 5 estrenos de cine destacados de la semana

Los milagros del cielo.
Los milagros del cielo.

Drama, comedia, terror, thriller, acción... esta semana los cines se llenan de una amplia gama de historias para abarcar todos los gustos cinéfilos. ¿Con cuál te quedas tú?

Los 5 estrenos de cine destacados de la semana

En este mundo de guerras, corrupción, inmoralidad y falta de ética, donde abundan los incrédulos y la realidad reafirma su posición, encontrar una historia como la de Los milagros del cielo, cuanto menos nos puede hacer pensar en que algo bueno existe en alguna parte.

La directora mexicana Patricia Riggen viene de dirigir recientemente la película Los 33, que cuenta la historia real de los 32 mineros chilenos y 1 boliviano que quedaron atrapados durante dos meses en una mina. Ahora regresa a otra historia real plasmada en un libro cuyo título original es Miracles From Heaven: A Little Girl, Her Journey to Heaven, and Her Amazing Story of Healing, y en el que Christy Beam relata cómo su hija empezó a sanarse de su intratable enfermedad tras tener una experiencia cercana a la muerte.

De eso trata esta película: Christy (Jennifer Garner) mueve cielo y tierra en busca de una cura para la extraña enfermedad gástrica de su hija Anna (Kylie Rogers). Cuando esta sufre un desafortunado accidente, empieza a mejorar, ante la incredulidad de los médicos.

¿Película para un público cristiano? Pues no sé que deciros. Todos creemos en algo en cierto modo: en la suerte, la casualidad, la magia, Dios… Quien quiera pensar que la fe y la religión es la cura para todos sus problemas, allá cada cual, y si creen que esta película les va a vender eso pues pueden acudir al cine a ver Toro que también recomiendo en este top five de la semana. Por tanto, difiero totalmente de Javier Zurro en El Español que califica esta película de “religiosa” y en donde afirma que “Los cines se han convertido en las nuevas iglesias”. No lo creo así. Que Los milagros del cielo es un drama con final feliz gracias, supuestamente, a un milagro de Dios, pues sí, pero creo que este filme trata de algo más profundo: de no perder la fe en los momentos difíciles, de no tirar la toalla y de saber mantener unida a la familia en las situaciones más difíciles.

La película no está recomendada para menores de 7 años.


Toro es la nueva película del director español Kike Maíllo (Eva, 2011). Regresa así al trabajo de director de largometrajes por segunda vez. Cine negro, violento y con tres protagonistas masculinos de lujo:  Mario Casas, Luis Tosar y José Sacristán. 

Me declaro fan incondicional de Sacristán, de su voz y de su porte. Me gusta ver en pantalla a Mario Casas siempre, excepto en Palmeras en la nieve, y Tosar cae bien sin razón aparente. En resumen, Maíllo ha sabido rodearse muy bien para que sea difícil que Toro pinche.

Toro no destaca por sus profundos diálogos y su reflexión sobre la vida, es todo la contrario: acción y brutalidad de muy buen acabado, aunque por encima de todo, los actores españoles. Fotogramas incluso ya califa lo mejor de la película “Mario Casas, pura brutalidad y ternura”.

Y ¿de qué va? Toro (Mario Casas) sale de la cárcel tras cinco años entre rejas. Su intención es llevar una vida tranquila junto a  Estrella (Ingrid García-Jonsson), pero su hermano López (Luis Tosar) tiene deudas con el mafioso Romano (José Sacristán) y debe huir junto a Diana (Claudia Canal), su hija pequeña. Toro se implica y los tres emprenden entonces un viaje por una Andalucía marcada por la violencia.

La película ha sido calificada como no apta para menores de 16 años.

Cegados por el sol es una película de encargo. A veces esa no es la mejor presentación para un filme; este quizá supere las bajas expectativas. 

La piscina (1969) es la película original en la que se basa esta Cegados por el sol. Ya La piscina bebía del libro del mismo título escrito por Jean-Emmanuel Conil bajo el seudónimo de Alain Page. La película del 69 resultó ser un tostón, solo salvada por la libertad sexual de sus protagonistas, pero, como anécdota, en la época, en España, se estrenó censurada y a duras penas el público pudo entender los recovecos de esta historia.

Cegados por el sol narra un momento de la vida de una estrella de rock (Tilda Swinton) que se recupera de una reciente operación en la isla de Pantelaria junto a su novio cineasta (Matthias Schoenaerts). La paz de la pareja se ve interrumpida por la inesperada visita de un antiguo amante (Ralph Fiennes) y su joven hija (Dakota Johnson). Lo que en este remake es totalmente novedoso con respecto a la película original es que Tilda Swinton puso una condición para participar en el filme: que su personaje no hablara. Según el director, el italiano Luca Guadagnino, esta petición lo cambió todo a mejor. La actriz británica, Tilda Wilson, encarna a una actriz de éxito que se ve atrapada en una espiral de deseos y celos con su actual amante (Schoenaerts), su ex marido  (Fiennes) y la hija de este (Johnson). “Su petición no sólo cambió el oficio de su rol, convertida ahora en una estrella del rock sin voz. También creó una sensación de opresión, de protección, de recolocación en el desorden muy interesante”, cuenta el director.

La película no está recomendada para menores de 16 años.

Generación Z es una película de terror, de las que a mi me gustan. Hay sustos, hay sangre, hay muertes y hay muertos muy vivos, es decir, zombies. Y el guión tiene su originalidad. La historia se centra en la raza humana 10 años después de que hayan superado una invasión zombie. En la actualidad, los humanos han querido y sabido sacar rendimiento de ese terrible suceso y han creado Resort Zombie, donde mantienen vivos a un nutrido grupo de zombies para que los turistas puedan acudir al resort a verlos y matarlos.

Lógicamente al tratarse de una película de terror, algo saldrá mal en en esta isla de diversión gore.

Generación Z es cine, es diversión, pero también se le pueden sacar reflexiones sobre la, si me permiten la expresión, inhumanidad humana. Los zombies merecen morir en cualquier película básicamente porque quieren comernos vivos pero ¿merecen ser expuestos en un parque temático para luego matarlos sin ni siquiera dejarles la oportunidad de defenderse? Seamos realistas, en la vida real no existen zombies pero sí existen humanos que creen tener derecho sobre otros humanos y demás seres vivos para hacer con ellos lo que les plazca y cómo les plazca.

Su director, Steve Barker, viene de dirigir dos largometrajes del mismo estilo terrorífico. Los amantes del genero ya sabrán de qué películas hablo: Outpost (2007) y Outpost: Black Sun (Outpost II) (2012) en esa mezcla rara y desternillante entre nazis y zombies.

En un alarde de inteligencia, la película ha sido calificada como no apta para menores de 16 años. Ni que decir tiene que es obvio que debería haber sido calificada como no apta para menores de 18, pero claro, su recorrido comercial sería menor…

Y por último, una comedia en este caso alemana. Sí, no se sorprendan, los alemanes tienen su gracias cuando se esfuerzan. Se trata de Bienvenidos a Grecia y viene siendo una historia similar a la estupenda película italiana Bienvenidos al sur.

En este caso el protagonista es Jörg Reissner, trabajador de un banco alemán que va a financiar la construcción de un hospital y una planta energética en Paladiki, una pequeña isla griega. Como buenos alemanes, sienten mucho recelo con todo lo relacionado con Grecia, así que el banco manda a Reissner a la isla griega a controlar su inversión. Al llegar a su destino, el alemán se da cuenta de que no hay nada construido.

Película dirigida por el joven alemán Aron Lehmann, en donde pone en relieve las diferencias entre alemanes y griegos con un tono de humor, y como suele pasar en estas películas, cuando el ser humano se salta las barreras de los recelos y las primeras impresiones, comienza a ahondar en las costumbres de los otros, a entender y hasta a disfrutar de los que considera diferentes. 

La película, por supuesto, es apta para todos los públicos.

Otros estrenos de la semana son Los recuerdos (comedia), El niño y la bestia (animación), Romance en Tokio (comedia) y Rumba 3. De ida y de vuelta (documental).

Los 5 estrenos de cine destacados de la semana