La detención del fotoperiodista Raúl Capín, un símbolo más de lo que pasa en España

El derecho a informar, y el derecho a saber, son fundamentales en una democracia.
El derecho a informar, y el derecho a saber, son fundamentales en una democracia.
Censurar a la prensa, de la forma que sea, es imponer una práctica muy peligrosa. Todo para desacreditar cualquier movimiento que vaya en contra de los poderosos. ¿Es justo todo esto?
La detención del fotoperiodista Raúl Capín, un símbolo más de lo que pasa en España

Raúl Capín, fotógrafo y colaborador de Mundo Obrero, fue detenido en su domicilio y acusado por  agredir a agentes durante las manifestaciones del 23 de febrero y el 25 de abril.

La derecha ya le había marcado como radical, y falso fotógrafo, supuesto provocador extremista infiltrado en las manifestaciones. Primera plana en La Razón y en El Mundo como instigador de masas, por los defensores del sistema, quienes sí utilizan, a veces, los medios para crear un desorden que no existe, y acusan a quienes simplemente reflejan la realidad que estamos viviendo.

Sinceramente, se nos están escapando los malos, que se detenga en su casa a este hombre como si fuera un narcotraficante, pillado con las manos en la masa, y que veamos el trato de cortesía dado a auténticos ladrones o violadores incesantes de los derechos más básicos, es inaudito.

Esta detención es uno de los símbolos más evidentes de lo que estamos sufriendo: la represión hacia todos los movimientos sociales que gritan indefensos sus derechos, y con ellos a todos los que por su profesionalidad informan desde la calle de todo lo que está pasando, informadores que creen en la verdad, y que no pertenecen a ningún club político. Pero como no sirven al sistema, por eso son peligrosos, porque no es fácil taparles la boca, o nublar su objetivo.

Desgraciadamente, esto denota fisuras en la democracia, en su libertad de expresión, porque censurar a la prensa, de la forma que sea, es imponer una práctica muy peligrosa. Todo para desacreditar cualquier movimiento que vaya en contra de sus derechos particulares, y pueda de alguna forma despertar a los demás. En estos momentos, Raúl se encuentra detenido en la comisaría de Moratalaz. Que no piense nadie que con esto se salvan de algo.

Suma y sigue…

La detención del fotoperiodista Raúl Capín, un símbolo más de lo que pasa en España
Comentarios