El spin-off de Han Solo se queda sin directores

Reparto del spin-off de Han Solo. Lucasfilm.
Reparto del spin-off de Han Solo. / Lucasfilm.

Phil Lord y Chris Miller abandonaron el proyecto de forma abrupta y han puesto en un aprieto a los productores que deben correr con la búsqueda de unos buenos sustitutos.

El spin-off de Han Solo se queda sin directores

Phil Lord y Chris Miller fueron el dúo elegido por Lucasfilm para dirigir una película dedicada a la vida de Han Solo, uno de los grandes héroes de la saga de Star Wars. El dúo ha gozado de un buen éxito y el reconocimiento de los equipos con los que trabaja. Hasta ahora, sus cintas LEGO Película y 21 Jump Street habían sido un éxito en críticas y con el recibimiento del público.

Todos esos factores potenciaron la decisión de la productora que anunció en febrero el rodaje en Pinewood Studios, Londres. Pero todo esto, ha quedado a medias con el abandono de los directores del proyecto anunciado por la presidenta de Lucasfilm, Kathleen Kennedy.

El spin-off de Han Solo aún está en marcha y tiene varias semanas de producción, pero tanto Lord como Miller se han desprendido de el por “diferencias creativas”. Pero según The Hollywood Reporter el par fue despedido el pasado lunes sin tan siquiera verlo venir y destrozando sus sueños para dirigir una película de la apreciada saga galáctica.

La repentina decisión de Lucasfilm ha encendido el debate en Hollywood y está empezando a molestar a los fans. Los problemas de la productora vienen desde el rodaje del otro spin-off de Star Wars, Rogue One. Según las páginas especializadas, el film tuvo muchos problemas por culpa de la producción que no apoyaba todas las decisiones del director, que en aquel caso fue Gareth Edwards.

La película pudo completarse pero las especulaciones y rumores continuaron. Ahora, con el nuevo proyecto y la salida de los directores, los fans y la prensa se están preguntado ¿qué es lo que ocurre con la productora?. El problema parece ser la propia presidenta de Lucafilm, Kennedy, que no quiere cederle todas las licencias creativas a los directores y que estos, den rienda suelta a sus labores.

La razón de Kennedy parece ser, que ella quiere mantener la misma línea de Star Wars sin irse hasta las visiones creativas más arriesgadas. Los rumores cobran fuerza cuando los expertos analizan Rogue One, en donde al principio es posible seguir una línea más arriesgada e intensa, pero hacía el final, la cinta se vuelve estilista y formal; es allí cuando se connota que los productores hicieron de las suyas.

Cuando Kennedy apostó por Lord y Miller, tomó en cuenta la fama, el prestigio, las críticas y las taquillas que ambos habían logrado con sus anteriores películas. Pero no contó con que ellos son directores que necesitan de su espacio y licencia creativa para poder crear sus películas.

Ambos lanzaron un comunicado en conjunto en donde expresan lo siguiente: "Desafortunadamente, nuestra visión y nuestro proceso no se alineaban con nuestros socios en este proyecto". Fuentes de Variety informaron que todo se venía venir desde el principio, ya que al parecer, Kennedy estaba disconforme con todo lo que hacían los directores.

Además, existe otra razón que agregó tensión al rodaje y reside en el guionista de la saga. Lawrence Kasdan es quien escribió la trilogía original y el spin-off de Han Solo, pero según apuntó The Hollywood Reporter, el guionista y los directores arrastraban una dura rivalidad. Esta relación influyó enormemente en la decisión de Kennedy para despedir a los directores.

El dúo de directores tenía una visión más humana, sarcástica y divertida de Han Solo, algo contrario a la idea de Kasdan que lo había personificado como un héroe espacial que quiere salvar el mundo, distando mucho de la visión de George Lucas. El desenlace es la salida de los prometedores directores y ahora solo falta por ver la apuesta de Kennedy que baraja nombres como Ron Howard, Joe Johnston y el propio Kasdan.

El spin-off de Han Solo se queda sin directores
Comentarios