El potencial de bitcoin en países en desarrollo

Moneda de bitcoin. / Freepik
Moneda de bitcoin. / Freepik
El potencial de bitcoin en países en desarrollo

Las criptomonedas lideradas por bitcoin brindan un salvavidas para los países en desarrollo. A diferencia del dinero fiduciario, bitcoin está libre de control gubernamental. Las normas y reglamentos que rigen el dinero fiduciario no se aplican a bitcoin. Y esto le da a la gente más control sobre su dinero. Para los países en desarrollo, estos factores tienen un gran potencial para superar la inflación, generar estabilidad y expandir la inclusión financiera. Una plataforma llamada Trader AI actúa como un puente que conecta a los estudiantes con empresas especializadas en educación inversora.

Bitcoin es la criptomoneda líder a nivel mundial. Es una moneda digital peer-to-peer basada en tecnología Blockchain descentralizada. Aunque tiene el mismo propósito que el dinero fiduciario, bitcoin es diferente porque ningún gobierno ni intermediarios lo controlan. Eso significa que el gobierno o los bancos no pueden controlar cómo las personas minan, usan y distribuyen bitcoin per se.

Atacar la inflación

La inflación es un problema rampante en los países en desarrollo. La inflación afecta negativamente a las economías de estos países. Además de devaluar sus monedas, la inflación también hace que aumenten los precios de las materias primas. Hacer frente a la inflación requiere trabajo. Algunos países han estado en un estado de superinflación durante años.

Los países en desarrollo pueden usar bitcoin como una solución a la alta inflación. Al igual que otras criptomonedas, bitcoin es menos susceptible a la inflación que la moneda fiduciaria. Eso significa que los países en desarrollo que sufren una alta inflación pueden recurrir a bitcoin para contrarrestar el problema. Países como Líbano y Venezuela ya han adoptado esta estrategia para hacer frente a las altas tasas de inflación.

Crear estabilidad

La inflación tiene un efecto dominó en los países en desarrollo. Además de dañar sus economías, la inflación tiende a estimular la inestabilidad. Y esto surge cuando la gente empieza a culpar al gobierno por el aumento del costo de los productos básicos y la disminución del valor de sus monedas locales. Cuando la inflación llega a un punto en el que las personas no pueden pagar artículos esenciales, se enciende la inestabilidad.

El uso de bitcoin para hacer frente a la alta inflación puede ayudar a los países en desarrollo a evitar la inestabilidad. En lugar de que las personas salgan a la calle porque no pueden comprar productos básicos con sus monedas locales devaluadas, bitcoin proporciona un escudo mediante el cual las personas pueden usarlo para comprar artículos y proteger el valor. Además, bitcoin evita una situación en la que el gobierno impone estrictas restricciones monetarias y financieras que perjudican a la gente.

Por ejemplo, en lugar de que los bancos limiten los fondos que la gente puede retirar para hacer frente a la alta inflación, los gobiernos pueden introducir bitcoin, que le da a la gente control sobre su dinero. Con bitcoin, las personas pueden usar todo lo que deseen.

Incrementar la inclusión financiera

La inclusión financiera es relativamente baja en los países en desarrollo. Muchas personas necesitan ayuda para acceder a los servicios financieros por varias razones. Para algunos, vivir en áreas rurales sin bancos significa que no pueden acceder a estos servicios. Para otros, el desempleo puede ser la razón. Cualquiera que sea la razón, la falta de inclusión financiera es un problema.

Bitcoin puede resolver el problema de la baja inclusión financiera. A diferencia de los bancos y otras instituciones financieras convencionales que imponen criterios específicos para acceder a sus servicios, bitcoin no tiene tales restricciones. Cualquier persona con conexión a Internet puede abrir una billetera de bitcoin y acceder a servicios financieros, incluida la obtención de crédito para iniciar negocios.

Cuando más personas pueden acceder a los servicios financieros, las economías de los países en desarrollo también se benefician. Por ejemplo, Bitcoin mejora el acceso al capital. Y esto desencadena la actividad económica a través de negocios donde el gobierno gana impuestos y la gente se vuelve menos dependiente de él.

Palabras finales

Bitcoin tiene mucho potencial para los países en desarrollo. Además de brindar una solución al problema perenne de la inflación, bitcoin también puede ayudar a reducir la inestabilidad e impulsar la inclusión financiera. Bitcoin todavía es nuevo. Solo unos pocos países en desarrollo lo han probado. A medida que más países en desarrollo adopten bitcoin, el potencial más significativo se hará más evidente en el futuro.

Comentarios