Cómo ahorrar y comer de forma más saludable con la inflación actual

Tomatitos, champiñones, pimientos, cebolla y ajos. / Engin Akyurt en Pexels
Tomatitos, champiñones, pimientos, cebolla y ajos. / Engin Akyurt en Pexels
Te proponemos algunas alternativas saludables para que puedas ahorrar en tu lista de la compra, sobreponerte a la inflación, y contribuir a la reducción de emisiones de CO2.
Cómo ahorrar y comer de forma más saludable con la inflación actual

La inflación está desbocada no solo en Europa, sino en todo el mundo, debido a la invasión de Rusia a Ucrania. Las sanciones al gas y al petróleo ruso afectan considerablemente a los precios de la electricidad y el transporte, mientras que Rusia es además uno de los principales exportadores de fertilizantes del mundo, lo que resulta esencial para poder cultivar los alimentos que comemos día a día. Por eso podemos esperar un aumento de los precios que continuará durante los próximos meses.

En este contexto, y tras salir de una pandemia que ha causado verdaderos estragos en la economía de la mayoría de los países del mundo, cada vez resulta más difícil llegar a fin de mes. Por eso te proponemos algunas alternativas saludables para que puedas ahorrar en tu lista de la compra, sobreponerte a la inflación, y contribuir a la reducción de emisiones de CO2.

1. Cambia los aperitivos procesados por frutas

El primer paso lo puedes dar reemplazando todos los aperitivos procesados por diferentes frutas. Esto no solo te permitirá ahorrar una gran cantidad de dinero, sino que cambiará de forma drástica lo saludable de tu alimentación, llenándote de vitaminas y de fibra en lugar de llenarte con grasas y carbohidratos. Además, lograrás un ahorro superior si compras frutas producidas localmente, ya que eliminarás el coste del transporte de tu factura.

2. Busca las ofertas en pescados

Los pescados son uno de los productos que suele variar más de precio, porque a veces se pesca una gran cantidad de atún y otras veces hay una mayor cantidad de merluza. Por eso te conviene revisar el LIDL folleto esta semana para ver cuáles son los pescados en oferta y comprar siempre los más económicos. El pescado es un alimento muy saludable y natural, bajo en grasas y fácil de cocinar, que además te permitirá ahorrar mucho dinero.

3. Evita los refrescos

Una gran manera de ahorrar y comer sano es evitar completamente los refrescos. Un paso que da mucha gente es cambiar la Coca-Cola o la Fanta por sus alternativas sin azúcar, pero esto no hace que estos refrescos sean más saludables: simplemente reemplaza el azúcar por un edulcorante artificial, que es capaz de estimular tu organismo incluso más que el azúcar para producir insulina. No se trata entonces de refrescos demasiado saludables, y te conviene eliminarlos y cambiarlos simplemente por agua.

4. Evita el alcohol

Aunque no lo parezca, el alcohol es una de las bebidas más calóricas que puedes tomar, así que, si lo que quieres es tener una dieta saludable y perder algo de peso, deberías eliminarlo por completo de tu dieta. Sin embargo, a diferencia de lo que ocurre con las sodas, bebidas como la cerveza sin alcohol pueden ser realmente saludables, ya que de esta forma pasan a ser simplemente un zumo de cebada carbonatado, lo que te aporta mucha fibra y minerales.

5. Añade verduras en todos tus platos

Si te llenas con carne y con patatas cada vez que comes, no solo estás dejando de ingerir muchísima fibra y otros ingredientes esenciales para tu salud, sino que además estás gastando mucho dinero de más. Llena tus platos primero con verduras, y asegúrate de que de la carne sea solo un complemento en tu dieta. De esta forma comerás más sano y tendrás más dinero en el bolsillo a final de mes.

Cómo ahorrar y comer de forma más saludable con la inflación actual
Comentarios