Disco, Ibiza, Locomía: una oda al desenfreno, al éxito y a la falta de libertad

El director Kike Maíllo revive aquellos locos años 80, donde la España más tradicional aprendía a convivir con la más cool.
Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter
photo_camera Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter

Minimizando muchos aspectos políticos e ideológicos, gran cantidad de medios de comunicación y producciones culturales de todos los niveles y géneros, intentaron convertir el proceso de transición a la democracia en un relato pop ochentero que alegraba los corazones de muchos y levantaba ampollas en tantos otros.

Uno de los posibles adalides de ese tipo de aperturismo fue Locomía, un grupo musical de electro-pop español que saboreó las mieles del éxito, sin apenas buscarlo ni merecerlo, a finales de los años 80 y principios de los 90. Kike Maíllo los traslada a la gran pantalla contando al mismo tiempo los pros y contras del tan ansiado éxito, y todo esto rodeado de una de las Españas más contradictorias de las últimas décadas.

Sinopsis. Estamos en la España de mediados de los 80. Un grupo de amigos capitaneados por Xavi Font (Jaime Lorente), acaban de llegar a Ibiza persiguiendo su sueño de dedicarse a la moda. Allí les descubre el productor José Luís Gil (Alberto Ammann), un magnate de la industria musical que busca nuevos talentos para lanzar un grupo. Sin tener ni idea de cantar, el grupo inicia una carrera que les lleva de vivir como hippies en Ibiza, a llenar estadios en Latinoamérica y revolucionar de paso las discotecas de medio mundo. Crearon un nuevo estilo, fueron perseguidos por fans y ganaron millones... Aunque para ello tuvieron que sacrificar su libertad.

Producción y reparto. Netflix y A3media producen la cinta del director catalán Kike Maíllo, quien cuenta en la parcela guionizada con Marta Libertad. Dos protagonistas sobresalen por encima de los demás, siendo Jaime Llorente (Xavi Font) y Alberto Ammann (José Luís Gil) las dos patas fundamentales de un banco del que también forman parte Blanca Suárez, Alejandro Speitzer, Iván Pellicer, Albet Baró o Pol Granch, entre otros.

Portada de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter
Portada de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter

Las dos Españas. En la época de transición no todo el mundo, por intereses de todo tipo, estaba dispuesto a recibir el aperturismo con los brazos abiertos, donde los cantos a la libertad y al libre albedrío no sentaban bien a toda la sociedad española. El director de Barcelona logra transmitir perfectamente esa sensación de la España dividida, donde los días de rezo convivían con los de fiesta. Esta película no es solo lo que se pudo ver en el documental de Jorge Laplace en 2022, sino que va un paso más allá en cuanto a introducción de la famosa transición y todos los condicionantes de la época.

Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter
Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter

El precio del éxito. En este biopic Maíllo da rienda suelta a la excentricidad y la popularidad, pero también a las rencillas y discrepancias del famoso "show business". En esa misma atmósfera es en la que triunfa, mientras se destruye, una comuna hippie de animadores de discoteca que acabó siendo un grupo musical de éxito mundial, gracias a las ideas locas de uno (Xavi Font) y el sentido del negocio del otro (José Luís Gil).

Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter
Imágenes de la película Disco, Ibiza, Locomía. / @Twitter

Disco, Ibiza, Locomía es una cinta que mezcla música y desenfreno a partes muy desiguales, donde la familia, el futuro, la libertad y la vida se dan cita entre abanicos, hombreras XXL y coreografías hedonistas. @mundiario