Reseña: Lo bueno, lo malo y lo 'meh' de Besos, Kitty

Luego de su estreno en Netflix, la serie spin-off de A todos los chicos se posicionó en el top 10 de lo más visto en la plataforma.

Xo, Kitty, nuevo tráiler
photo_camera Xo, Kitty, nuevo tráiler

Mayo de 2023 trajo consigo Besos, Kitty, el spin-off de la saga de A todos los chicos de los que me enamoré, donde la hermana menor de las Covey toma el protagonismo en su propia búsqueda del amor, además de intentar indagar más sobre el pasado de su madre.

Los puntos fuertes de XO, Kitty

Esta producción de Netflix demuestra inteligencia desde su concepto, ya que retoma una de las sagas juveniles de mayor renombre dentro del streaming, a la vez de que lo combina con la tendencia de los k-dramas. Así, la serie inicia con un ritmo fácil de seguir, donde queda claro para la audiencia que el desamor es el verdadero protagonista.

La comedia no es excelente, pero el carisma de Anna Cathcart es suficiente para mantener a flote el show, mientras que personajes secundarios como Q (Anthony Keyvan) ayudan a que la serie tenga armonía y dinamismo. Al respecto del personaje, que es abiertamente homosexual, la serie se destaca sobre otras por tener una representación natural de la diversidad sexual, particularmente con el tema de la homofobia y la naturaleza conservadora en Asia.

Más allá de eso, la trama sabe crear cierto suspenso que genera una pequeña adicción para averiguar lo que pasará después, particularmente en torno al tema de la madre de las hermanas Covey.

Una serie buena pero no perfecta

Si bien XO, Kitty es entretenida, la serie tiene momentos que poco o nada aportan a la trama, haciendo que el interés se disipe en más de una ocasión. Por otra parte, la principal falla gira en torno a la poca química entre Kitty y Dae (Choi Min-young), haciendo que el principal conflicto de la trama se sienta débil, y no cuesta imaginar a la chica con cualquier otra pareja.

Y para quienes se preguntan si Lara Jean o Peter Kavinsky aparecen a modo de cameo, sin negar o afirmar esto, la serie deja en claro que no lo necesita, ya que se sostiene por sí misma. Aún así, es agradable saber más del personaje de Lana Condor.

¿Habrá una segunda temporada?

Con un final abierto a múltiples posibilidades, es lógico que Jenny Han pensó en esta historia como una serie de múltiples temporadas, así que habrá que esperar para saber si los números le bastan para ser renovada por Netflix. Eso sí, con la huelga de guionistas de Hollywood, en caso de haber otra temporada esta llegaría seguramente para 2025. @mundiario